Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Confieso...
Dom Ago 14, 2016 10:18 am por Zarek

» IMPORTANTE!!! Anuncio de Administración
Vie Oct 16, 2015 3:36 pm por Alcalde Diedrich

» Cuenta y besa a quien te toque.
Lun Abr 27, 2015 9:01 pm por Jan Bozkurt

» Publicación de temas fueras del foro
Dom Abr 26, 2015 6:35 am por Bzou

» Mensaje a la administración (Importante)
Jue Abr 02, 2015 10:23 pm por Alcalde Diedrich

» El amo y el lobo [Celda de aislamiento] [Priv. Herman Engels +18]
Lun Feb 09, 2015 12:43 am por Herman Engels

» ¿Nuevo compañero? [Priv. Killer]
Dom Feb 08, 2015 2:54 am por Killer

» Other World [RPG Anime (Saint Seiya, Inuyasha, Naruto)] afiliación normal
Lun Feb 02, 2015 8:50 pm por Invitado

» Karma [priv. Geist]
Dom Feb 01, 2015 11:46 pm por Gô Koyama

» Mihail ``Perro viejo´´-I.D-
Miér Ene 28, 2015 2:56 pm por Mihail Mihaeroff

¿Quién está en línea?
En total hay 1 usuario en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 55 el Vie Jun 15, 2012 12:46 pm.
►Pasa el mouse por las imágenes y contáctanos

ALCALDE DIEDRICH
Contact
Herman Engels
Contact
Zennu
Contact
Broker
Contact


HERMANOS

ÉLITES

↑Click↑

Tiempo de descanso [Libre]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Tiempo de descanso [Libre]

Mensaje por Invitado el Miér Mar 27, 2013 2:06 pm

Había pasado por un duro período antes de que comenzase la primavera. Sus misiones cada vez eran más arriesgadas y sus contactos le proporcionaban cada vez menos datos acerca de su próximo objetivo. Esto hizo que empezase a sospechar que la organización quería librarse de él o le estaba poniendo a prueba para medir su aguante. No se rendiría, era un perro y como tal se le daba bien rastrear y dar con la presa, pero eso no significaba que su mal humor menguase. Le tocaba las narices que le utilizasen de esa manera, sentirse parte de un juego a cambio de aquella libertad superflua. Era una jodida marioneta que no podía hacer más que seguir las órdenes de desconocidos en cualquier lugar y en cualquier momento.

Cada vez que se replanteaba esas cosas, la misión era más complicada pero sus ganas de destrucción aumentaban y lograba apañárselas para salir victorioso. Y así fue durante todo el mes. Persecuciones, peleas, matanzas, huidas. No paraba quieto y se rompió algún que otro hueso al escapar de posibles persecutores. pero, una a una las misiones se realizaron y justo cuando estaba ya en su límite recibió un mensaje: "Bien hecho, tómate un descanso." ¿Qué diablos era eso? ¿Un premio similar a unas palmadas en la espalda? o ¿quizás una manera de decirle que ya no era útil? Fuera lo que fuese, el teléfono no recibiría ningún mensaje en una temporada así que podía permitirse el lujo de desconectar o al menos darle un descanso a su cuerpo.

Con la llegada de la primavera, el frío retrocedió y dio paso al buen tiempo. Y gracias a eso, Deimus pensó que sería una buena excusa para ir a buscar a Martha y pasar la tarde con ella.

Fue a buscar a la niña a la salida del colegio. La pequeña sonrió y corrió a abrazarle mientras le contaba al oído lo mucho que le había echado de menos. Deimus revolvió su cabello y la compró un helado en símbolo de disculpa. Después, la pequeña se agarró a su mano y los dos caminaron en silencio hacia la plaza. Martha nunca hablaba de más y eso era lo que le gustaba a Deimus. Los dos disfrutaban de una compañía silenciosa. Entonces, pasaron frente a uno de los parques infantiles de la plaza y Martha pidió a Deimus que se detuviesen. La pequeña soltó su mano y corrió a los columpios, mientras Deimus la vigilaba desde un banco, fuera del recinto y cuidando la mochila de la joven.

-Así que esto es lo que se llama vacaciones...- comentó en voz alta y miró al cielo. Poco después, alguien se sentó en el otro extremo del banco. Deimus volvió la mirada y arqueó una ceja. Debido a su trabajo estaba muy paranoico y a veces se preguntaba si la persona que estaba a su lado sería su jefe o su siguiente víctima. De ahí que siempre mirase como un perro rabioso al resto, analizándoles con la mirada.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Tiempo de descanso [Libre]

Mensaje por Invitado el Jue Abr 04, 2013 8:38 am

- Estás... de vacaciones? ¿Eres un turista? -

¿No te dijeron que no hablases con extraños?

Si, había escuchado y si, Hund tenía curiosidad. ¿Un turista? Tal vez lo sea y si lo es, tal vez podría conversar, tal vez no recibiría esa mirada de indiferencia que los habitantes de Steinburg daban frecuentemente, tal vez no le miraría con perversión porque si era turista, no podría saber de aquellas noches en la esquina ofreciendo servicios. Tal vez, si estaba de vacaciones, sólo disfrutaría del buen clima, del buen ambiente, del parque, del refrescante aroma del pasto... y así, se relajaría para poder platicar un poco... solo un poco...

... O tal vez no

La mirada de Hund iba por un momento a los juegos de aquel parque, a los niños, a los padres, a las aves, a las mascotas, a los insectos. Pero sólo fue un momento pues al siguiente giró la cabeza y todo el cuerpo para poder mirar de frente al hombre a quien le había lanzado aquella pregunta llena de curiosidad. Su mirada gris, sombria, vacía, opaca, se posó sobre el color ambar de los ojos contrarios. Subió sus pies a la banca y abrazó sus rodillas dejando haciendo sonar apenas el roce de la tela de su negra gabardina que cubría todo su cuerpo, incluso el cuello. De hecho, poco de su piel se notaba, sus manos blancas y parte de su rostro que no estaba oculto por su propio parche.... y es que ya no necesitaba mostrar piel, no necesitaba ofrecer nada a nadie, ya no necesitaba de colocarse en una esquina y esperar a que alguien le eligiese. No, ahora estaba viviendo otra vida, una que no estaba seguro del cómo o por qué o cuando exactamente fue que pasó ... sólo estaba seguro de que ya no se le permitiría más volver a esa antigua vida. Ahora debía elegir una nueva, tal vez una de mascota.

No somos mascota!

De cualquier forma, independientemente a la historia o pensamientos que ahora Hund podía tener, estos pasaron en apenas un milisegundo, uno sin importancia, olvidado ya. Tras haber hecho sus preguntas con una voz suave, tranquila, casi adormilada, ahora se dedicaba a mirar al hombre frente de si, el "turista". Lo miraba pendiente de sus ojos, de su tono y volumen de voz, de su acento, de la dirección de su mirada. Todo lo que le dijera si era alguien con quien pudiese hablar o sólo era un hombre más, un hombre como cualquier otro. Si fuese así, a Hund no le importaría. Probaría con alguien más... otro día... tal vez...
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Tiempo de descanso [Libre]

Mensaje por Invitado el Dom Abr 07, 2013 7:04 pm

Repentinamente, el sujeto al que miraba le habló. Ladeó la cabeza, expresando una pequeña señal de sorpresa. No le sorprendía el hecho de que alguien le hablase, ya que en una ciudad era lo que tenía que suceder. No, el hecho que le descolocó un poco era que aquel joven había preguntado acerca de su comentario. Lo había dicho lo suficientemente alto como para que se oyese, pero la verdad es que no esperaba respuesta alguna. Desde que salió de la cárcel la gente le había dado la espalda y se había hecho ya a la idea de que era una sombra en aquella ciudad.

-Por desgracia estoy atado como un perro viejo a esta ciudad.- respondió finalmente, volviendo el rostro hacia el frente. Buscó con la mirada a Martha y cuando la encontró volvió a mirar a su inesperado interlocutor. Lucía un aspecto distinto al resto de habitantes, como si tuviese un aura que le hiciese especial. Volvió a preguntarse una vez qué papel tendría aquel sujeto en ese juego de locos en el que la ciudad era el tablero. -Lo peor de no haber tenido nunca tiempo libre es que ahora no sé que hacer.- añadió, clavando finalmente la mirada en la del contrario y advirtiendo el apagado brillo de aquellos ojos. Su interés aumentó un poco, aunque trató de disimularlo. La verdad es que se le había acercado un personaje muy curioso. Reparó un instante en la cicatriz que tenía en su rostro y se preguntó si estaría tuerto...

Rebuscó en los bolsillos de su pantalón la cajetilla de cigarros y el mechero. No tardó mucho en encontrarlos y cuando lo hizo, cogió un cigarro y le tendió la cajetilla al contrario, por si quería. No se le ocurría muy bien qué debería decir a continuación, así que alargaba sus acciones o pensaba lo que sería correcto. Era tan parco en las relaciones que se sentía completamente novato e inexperto en aquel campo. Sostuvo el cigarro entre sus labios, lo encendió y dejó el mechero sobre la cajetilla que a su vez estaba sobre el banco, en el hueco libre que había entre ambos.

-¿Y tú? ¿Eres de aquí? -dijo finalmente, con su voz grave y algo apagada, mirando de nuevo al frente, pero sin perder en ningún momento la atención sobre el contrario.- Debo reconocer que no esperaba "visita" -hizo las comillas con los dedos.- La gente de esta ciudad es demasiado reservada.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Tiempo de descanso [Libre]

Mensaje por Invitado el Mar Abr 09, 2013 5:57 pm

Entonces le escuchó... habló... no le ignoró. Eso estaba bastante bien, podía hablar un poco más, podía pasar un poco de aquel tiempo que le sobraba tanto haciendo otra cosa que no sea caminar o quedarse parado en un solo lugar. -..¿Perro? - Ladeó un poco la cabeza repitiendo aquella curiosa palabra muy bajo para no interrumpir. Enseguida, le miró el cuello ¿Tendría un collar justo como él tenía uno debajo de su gabardina? ¿Tendría alguna especie de correa? para haber dicho que estaba atado... tal vez alguien no le dejaba ser libre. Pero no notó ningún collar, en cambio, notó un tatuaje.... uno que había visto muchas veces. Uno de esos "malos", aquellos peligrosos, los que muchas veces no recordaba del todo las noches en que alguno de ellos le contrataban.

No recordar está bien... ellos... muchas veces son mas bruscos, más toscos... así que no recordar está bien

- ¿No haber tenido mucho tiempo libre? ¿Eras un hombre muy ocupado? - Preguntó curioso tras el comentario hecho por el pelirrojo ¿En qué sería que trabajase? ¿Llevaría mucho tiempo fuera de ... su anterior encierro? ... y pensando eso ¿Cómo es que siendo de aquellos hombres tatuados del cuello, encerrados en sus jaulas... ahora se se sentía atado, fuera de la jaula, caminando por la plaza?

Concéntrate

Se perdió un momento en sus pensamientos provocando que tardase en responder el ofrecimiento de cigarrillos - G... gracias.... pero yo no se fumar - le rechaza de forma tranquila y amable siendo cierto que nunca había probado de aquel popular tabaco. Continuó mirándole, recargando su mentón en sus rodillas que abrazaba, dando espacios de silencio para que el suave viento tocase ambos rostros y moviese suavemente los cabellos -Ah.... tienes razón... pero yo tampoco soy turista, soy de aquí, Steinburg. Iba pasando y te escuché, estaba un poco aburrido y te hablé... ¿Te molesta? ... Si te molesta puedo no hablarte, me quedaré callado y no volveré a molestarte - dice son seguridad - Aunque.... tu también parecías aburrido.. ¿Tu haz estado aqui, por mucho tiempo... verdad? - Pregunta no muy seguro pero tratando de adivinar.

Al final no era un turista, pero tampoco era como otros hombres. Parecía un sujeto agradable... al menos amable al ofrecerle cigarrillos.... "Ah... debí tomar uno.... para el recuerdo" Pensó mirando por un segundo más la cajetilla y el encendedor cercanos.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Tiempo de descanso [Libre]

Mensaje por Invitado el Jue Abr 11, 2013 8:58 pm

Dio una intensa calada al cigarro, exhalando después el humo por sus labios y parte por la nariz, para después clavar su mirada algo cansada en los peculiares ojos del contrario. Una vez más le asaltó la curiosidad al ver la cicatriz. No podía evitarlo y tampoco es que fuese algo extraño, es decir, ese tipo de marcas llaman tanto la atención que es casi imposible no tener un mínimo de interés. Más, fiel a su postura de persona callada y algo desconfiada decidió guardarse su curiosidad y se centró en escucharle y responder a su comentario.

-Era un hombre ocupado.- corrigió, en un tono un poco bajo pero su voz grave se hizo más fuerte.- Por eso no sé que hacer fuera del trabajo.

Frunció un momento el ceño y se cuestionó porqué hablaba tranquilamente con un desconocido. Supuso que eso era normal, hablar estaba bien pero no debía irse de la lengua. Además, aquel chico se veía algo misterioso con esa gabardina y ese cabello que parecía ir a juego con la extrañeza de sus ojos. ¿Qué tipo de vida llevaría? Desde luego no parecía ser uno de esos hombres de negocios enfundados en traje... Tal vez fuese un chico de la calle o un vendedor de droga. Había tratado con muchas personas así y, curiosamente la gente de aquel oscuro mundo le agradaba mucho más que los hipócritas empresarios.

Arqueó una ceja cuando dijo que no sabía fumar, pero no insistió. La verdad es que fue una manera diferente de rechazar un cigarro. Dibujó una pequeña sonrisa, apenas perceptible en su rostro. Negó después con la cabeza, expresando que no le molestaba en absoluto y volvió a mirar los columpios del parque. Siempre estaba atento y vigilando, pues de querer hacerle daño el objetivo era claramente la niña que se columpiaba felizmente. Regresó la mirada al joven. -No soy una persona muy habladora, pero no viene mal la compañía de vez en cuando.- comentó, escuchando a la vez el pequeño relato del chico.- ¿También estás de vacaciones? -preguntó un pequeño deje de curiosidad. Si estaba aburrido era porque no tenía nada que hacer, ¿verdad?- Llevo ya unos años aquí, aunque soy más veterano de la prisión que de estas calles- respondió, rascándose el cuello distraído.

Apagó el cigarro en la suela del zapato y observó que el contrario miraba el paquete. -¿Quieres aprender? No es muy difícil, tan sólo es ponerte el cigarro en los labios e inspirar. -le tendió de nuevo el paquete esta vez un tanto divertido. -Eres un chico curioso, ¿cómo te llamas?

Sabía que se dejaba algo. Los nombres. Siempre se le olvidaba que cuando hablabas con alguien tenías que presentarte. Era una de las normas básicas del protocolo. Llevó la mano a la frente ante el despiste y se dijo que el largo tiempo que había pasado solo no había sido en balde. -Yo soy Deimus.- dijo finalmente, extendiendo la mano que sostenía el paquete de cigarros.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Tiempo de descanso [Libre]

Mensaje por Invitado el Dom Abr 14, 2013 6:36 pm

Se preguntó de inmediato por qué ya no sería un hombre ocupado... tal vez desde que salió de su encierro ya no necesitaría sobrevivir del todo, tal vez la vida afuera es mas fácil que la de ahí adentro. .... y Kyle.... ¿Kyle la habría pasado muy mal cuando estaba dentro de la prisión?... habría que preguntarle esta misma noche.

- Vacaciones.... se podría decir que sí - Unas vacaciones que no sabría cuando terminarían o siquiera que alguna vez terminasen. Ahora ya no podía hacer lo que antes hacía pero tampoco estaba seguro de lo que debería hacer en adelante.

Se quedó un momento pensativo en cuanto a esa preocupación que le inundaba de vez en cuando, pero por fortuna ahora no tuvo que pensar demasiado ya que la respuesta del hombre le dio otra cosa en que pensar. Sus suposiciones eran correctas, llevaba ya mucho tiempo en Steinburg aunque sea dentro de la prisión. - ¿Cómo es.. estar en la cárcel? - pensó en voz alta, con un volumen de voz bajo pero audible, un tono distraído y pensando en una sola persona, aquella que le había 'sugerido' no prostituirse más porque él le daría lo necesario para vivir.

No nos debería importar cómo es dentro de la prisión... aunque.... a decir verdad también tengo un poco de curiosidad


Miró entonces la cajetilla de cigarros pensando de nuevo en tomar uno y luego le miró a los ojos escuchando su nombre - Yo soy Hund - "hund" es una palabra que significa perro en alemán, pero nunca había tenido problema con presentarse de esa forma ya que... después de todo... él aún se consideraba un perro, un perro de la calle.

- Con estos cigarrillos ¿No te dan esas enfermedades que te dan cuando fumas mucho? - Preguntó estirando su mano hasta tomar uno, quizás había un tipo de cigarrillo que no diese cáncer como una vez alguien le dijo - ¿Me enseñarás a fumar? - Miró el cigarro y lo colocó entre sus labios, bajando las rodillas quedando una abajo de la banca y otra ligeramente doblada y recargada en el respaldo - No me pasará nada ¿Verdad? - clavó su ojo en los ojos color ambar confiando tranquilamente en la respuesta que le daría. Nunca desconfiaba nunca de la gente, siempre creía todo lo que los demás le decían a menos que "él" en su cabeza, le dijese lo contrario... pero ahora no lo escuchaba, así que estaba todo bien.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Tiempo de descanso [Libre]

Mensaje por Invitado el Dom Abr 21, 2013 8:34 pm

-¿Huh? -alzó una ceja ante aquella pregunta. No es que fuese extraña, pues todo el mundo nacía con una curiosidad innata, pero era la primera vez que alguien le preguntaba cómo se sentía uno en una jaula, privado de cualquier libertad y manteniéndose constantemente alerta a cualquier posible agresión. -La cárcel... no es un sitio para estar, ni siquiera para un criminal. -respondió finalmente, retirando el cigarro de sus labios.- Dicen que la función principal de una prisión es provocar el arrepentimiento del delincuente. Una especie de terapia muy dura, a base de severos castigos y largas horas solitarias en una celda oscura y fría. -entornó un momento los ojos al recordar. Había tenido suerte de poder salir de ese infierno. A menudo las pesadillas le asaltaban y todavía sus huesos estaban resentidos de la fuerte disciplina que mantenían en ese lugar.- Ese sitio no hace mejor persona a los "malos", sino que les doman hasta que sean perritos falderos.

Desechó el cigarro y pensó que era bastante acertado llamar perros a los que lograban salir de la cárcel. Aunque, era sin duda un mérito el no haber perdido la cabeza. Miró al joven y cuando mencionó lo de los cigarrillos no pudo evitar sonreír. ¿Acaso existían los cigarros inofensivos? -Lamento decirte que éstos tienen la misma mierda que cualquier otro cigarro.- respondió con un ligero toque de diversión en su voz. No cabía duda, Hund era un tipo curioso. -Pero de algo habrá que morir ¿no? Siempre es preferible esto a que te llenen el culo de plomo o te conviertan en un colador.

Siguió el movimiento del cigarro, deteniéndose sus ojos en los labios del contrario y después alzando la vista hacia su ojo. Negó con la cabeza ante su pregunta y cogió el mechero para encender el cigarro. -Como mucho toserás por el humo. -advirtió, dejando que la llama lamiese el borde del cilindro hasta prenderlo. -Pero por una vez no te pasará nada. -soltó el dedo del interruptor del mechero y le miró, sonriendo de medio labio.- Sólo tendrás un problema si te haces adicto. Es una droga legal, pero sigue siendo una droga.

Volvió de nuevo la mirada hacia el parque. No encontró a la niña en el columpio así que supuso que estaría jugando en la parte de atrás del parque, donde estaba el arenero. Mejor así, pues la cría si le veía fumar sería capaz de ir a soltarle un sermón y quizás hiciese lo mismo con Hund. Meneó la cabeza en gesto de reproche al pensar en eso y volvió la atención hacia el chico -¿Cómo te sientes? ¿te gusta?
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Tiempo de descanso [Libre]

Mensaje por Invitado el Mar Abr 23, 2013 5:53 pm

Criminales... arrepentimiento, castigos, "malos"... perritos...

Podría preguntar tantas cosas acerca de ese tema. Hund había estado en jaulas, largas horas solitarias tal y como el otro había dicho, pero no estaba mal, era parte del trabajo así que no podía estar mal. De cualquier forma, no debía preguntar... dentro de sí le decían que no preguntase y Hund es un chico obediente. Tal vez... preguntarle a Kyle después, él parecía más tranquilo y diferente a como era Deimus. ¿Qué será lo que habría sucedido diferente?

Escuchó entonces sobre el cigarrillo y le miró atento - Pero... ¿No dicen que es mejor una muerte rápida? - pregunto curioso de acuerdo a lo que otra persona le había dicho ya que todo su conocimiento se basaba en pláticas y enseñanzas de los demás y por supuesto, de la voz que de vez en vez escuchaba dentro de sí.

- ¿Lo encenderías por mi? - preguntó devolviendole momentáneamente el cigarrillo con la esperanza que se lo devolviese encendido - No me volveré adicto y tampoco moriré de esto - dijo seguro mientras le veía y asentía con la cabeza. Llevó el tabaco encendido a sus labios y aspiró suavemente manteniendo el humo dentro de sus pulmones. Lo había visto muchas veces, las personas que pasaban, los clientes que fumaban, parecía fácil de hacer pero ciertamente no era tan fácil respirar correctamente con ese humo dentro. Tosió tapándose la boca pero sin soltar el cigarro de su mano. Se encogió levemente de espalda y luego le miró al haberse calmado - Se siente... extraño... como cuando una casa se quema - recordó un momento parecido, estaba cerca de aquella casa quemándose y el humo le había alcanzado - ¿A ti te gusta fumar? ¿Porqué lo haces? ¿Para morir de esto? - Eran simples preguntas, nada de objetivos ocultos ni sermones de ningún tipo. Sólo preguntas que pasaron fugazmente por la cabeza de Hund

En unos segundos más, intentó de nuevo, esta vez tosiendo menos que la primera vez, mirando el humo que salía de su boca hasta recordar de nuevo otra de las tantas vivencias por las calles, hablando antes de esperar respuesta de las preguntas anteriores - Ah... ¿Tu sabes hacer figuras con el humo? Como cuando hacen una pequeña donas o cuando colocan el humo en un vaso y se ve como se queda al fondo - preguntó ligeramente animado. No se le notaba en su rostro pero si en su tono de voy y en el pequeño brillo en su grisáceo ojo.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Tiempo de descanso [Libre]

Mensaje por Invitado el Jue Mayo 02, 2013 7:57 pm

Off:
Perdón por la tardanza. He tenido una semana muy ocupada.

Miró al chico atención, curioso en cierto modo por cómo reaccionaba, como si fuese un animal de experimentación y él el frío investigador que observaba desde una posición segura lo que ocurría. Pensó un momento aquello que le dijo acerca de la muerta rápida. Muchos preferían ese tipo de muertes para evitar el mayor sufrimiento posible, pero a sus ojos no era más que un camino para llegar al fin de todo. Resignarse con una muerte le resultaba cobarde. Siempre había que aferrarse a la vida hasta el último momento, pues era el único derecho que poseía cada humano.

-Si no muero por el tabaco, moriré por un tiro en la cabeza, un veneno o incluso un infarto. Prefiero que sea haciendo lo que me gusta, a que la muerte me sorprenda de manera imprevista. -contestó finalmente, en tono solemne, como si aquello fuese su filosofía de vida.

Sus ojos volvieron a posarse en el muchacho y cuando tosió, esbozó una pequeña sonrisa. ya le había avisado lo que pasaría. Siempre se tosía, la primera calada era la más desagradable y sólo aquellos cabezotas se atrevían a dar una segunda. "O quizás los más estúpidos somos los que continuamos respirando ese humo que quema los pulmones", pensó para sí. Le dio un par de palmadas en la espalda a Hund para que dejara de toser y después, el joven, le atacó con una verdadera rueda de preguntas.

No pudo evitar reír ligeramente. Deimus era de los que no reían a menudo, pero había ciertos aspectos que lograban sacarle una sonrisa, a pesar del extraño humor que poseía. Tan extraño que ni él lo comprendía. No se reía de Hund, sino de aquel aura inocente que parecía poseer. Sólo los niños preguntaban tanto y no esperaban respuesta, porque su mente estaba aún formulando preguntas para exteriorizar su curiosidad. Eso le dio a pensar en la edad que tendría el chico.

-Hund, ¿cuántos años tienes, si se puede saber?- preguntó, en vez de contestar a sus preguntas, antes de que el otro le dijese las formas con el humo. -¿Huh? -le miró y parpadeó.- Sólo se hacer rosquillas. -respondió, moviendo el dedo y trazando un círculo en el aire. -¿Te sirve eso?

Extendió la mano para que le prestase el cigarro, pues no iba a encender otro para jugar con el humo. El tabaco era caro y no estaba para andar desperdiciando el dinero. Dio una pequeña calada, de manera rápida, cuando tuvo el cigarro y se lo devolvió a Hund con cuidado de no quemarle. Frunció un poco los labios y los separó ligeramente para dejar salir el humo, soltándolo despacio pero de manera continua. La pequeña nube de ceniza salió de sus labios trazando un círculo y con un agujero en medio.

-Eso lo aprendí en la cárcel, aunque tengo entendido que es común verlo entre la gente de la calle. Parece divertido, pero se requiere bastante técnica. -añadió, contagiándose un poco de la emoción del contrario.- Había un hombre que sabía hacer muchas figuras, hasta animales, como corzos y perros. Todavía me pregunto cuál era el truco para lograr moldear el humo de esa manera.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Tiempo de descanso [Libre]

Mensaje por Invitado el Sáb Mayo 11, 2013 10:55 pm

Asintió con la cabeza ante su ideal forma de morir. Podría él tener razón pero también podría no tenerla. Era uno de esos temas que había que pensar mucho y tomar en cuenta todas las posibilidades para asegurarse cual forma fuera mejor.

No lo pienses.... nunca pienses sobre la muerte... sólo sigue viviendo tranquilo y sin problema alguno

De pronto perdió el interés a pensar profundamente en ese tema y continuó con el tema del cigarro. Sintió las palmadas en su espalda y miró a Deimus de reojo, con aquella sonrisa que decía un claro "Te lo dije" - ... y tengo 22 años - agregó cuando mencionó lo de las formas de humo antes de que el pelirrojo le respondiera - Si ... si me sirve... ¿Puedo ver? - Le miró con cierta intensidad pasándole el cigarro cuando el otro se lo pidió calladamente. Subió las piernas doblándolas en aquel pequeño espacio de la banca donde cabía perfectamente por su delgada complexión. Lo miró atento y parpadeó un par de veces cuando la figura se formaba en el aire. - Ah... es uno grande - dijo en voz baja sorprendido, mirando la trayectoria desde los labios del hombre hasta el aro de humo en el aire que cada vez se hacía mas grande.

- ¿Hasta animales? ... imposible - Esta vez prestó atención al hombre de frente, sosteniendo el cigarro bajo mientras conversaba un poco - Nunca he visto que alguien haga eso, seguramente se veía impresionante... ¿También podía hacer una luna? ¿Estrellas? ¿Una rata o una cucaracha? - Dijo recordando animales y objetos que antes veía mucho... sería bastante interesante ver uno de esos animales en humo.

Se llevó el cigarro a los labios e intentó imitar lo que el otro hizo, con mucho cuidado esta vez sin toser, sacando el espeso humo con los labios en la forma correcta pero sin lograr hacer ninguna figura... ciertamente parecía dificil.

- Yo se hacer figuras, pero con las manos cuando se puede ver la sombra... solo unas dos o tres - añadió con voz suave, casi distraída, mientras volvía intentar a hacer la dona de humo.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Tiempo de descanso [Libre]

Mensaje por Invitado el Vie Mayo 24, 2013 8:00 pm

-22 años... -repitió pensativo.- Vaya, hubiese jurado que eras más joven. -le analizó con la mirada. Si bien el cuerpo del contrario parecía ser algo delgado, no necesariamente mostraba un aspecto infantil. Tal vez fuese porque se le veía inocente al preguntar tantas cosas o por mostrarse así de curioso. Se encogió de hombros y no le dio más bola al tema. Era simple curiosidad, nada más.

Miró como Hund pretendía hacer lo mismo con el humo y sonrió de medio labio. En su tiempo, él también trató hacer eso la primera vez que fumó. No le salió nada y encima el humo se le fue por la nariz y tosió como un descosido. Esas cosas no salen con la primera calada, ni con la segunda ni la tercera. Se necesitaba algo de insistencia... Aunque era un tontería, porque hacer formas con el humo no servía para nada y era una excusa más para engancharse a aquella droga legal.

-Ohm, esas cosas son divertidas.- señaló cuando el joven mencionó lo de las sombras con las manos. -Sólo sé hacer conejos... Pero Martha sabe hacer perros y palomas.

Observó su insistencia por hacer una figura de humo y movió la cabeza hacia los lados. -No te saldrá hasta que no te hagas mierda los pulmones. -advirtió y se estiró en el banco, quedándose después medio repanchingado en éste. Se miró un momento la mano izquierda y quedó un rato pensativo, apenas unos minutos y volvió la atención al chico. -Te recomiendo que mejor sigas haciendo lo de las sombras. Es sin duda más sano. -esbozó una sonrisa tranquila y bajó la mirada hacia el paquete de tabaco. -Esto lo único que hará será atraparte.

No insistió mucho más. Le daba un poco igual y tampoco es que él pudiese ser precisamente un buen ejemplo. Miró entonces al frente, dejando un momento a Hund con sus donas de humo y buscó a la niña de cabellos blanquecinos en el parque. Tardó un poco en encontrarla, pues la pequeña se había bajado del columpio y había dado un rodeo para acercarse a ambos. La vio justo cuando correteó frente a él.

-Deimus, quiero un helado. -dijo la pequeña, mirando con sus enormes ojos dorados al chico. -¿Quién es?- señaló a Hund.

-Este es Hund, está tratando de hacer donas de humo. -contestó sonriendo y mirando al contrario. -¿También te apuntas a tomar un helado?- la pregunta iba dirigida al joven.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Tiempo de descanso [Libre]

Mensaje por Invitado el Sáb Jun 01, 2013 2:42 am

Miró un momento el cigarrillo en sus manos y luego al humo que él mismo hacía hasta que su atención se presentó en dicho nombre - ¿Martha? ... ¿Quién es Martha? - dijo casi al aire antes de volver a intentar hacer la dona de humo acompañado con algo de tos y desagrado en la garganta.

- ... No quisiera tener mierda en los pulmones - de pronto dijo en respuesta al pelirrojo, con la cabeza baja mirando el cigarrillo pensando ya mejor en aquello y quitándole todas las ganas de seguir fumando. Por supuesto algo bueno tenía que tener el cigarro ya que había miles de personas en la ciudad que fumaban y no tosían como él lo había hecho. Pareciera que varias de esas personas sabían que dañaba su salud pero no les importaba y seguían fumando, así que era seguro que algo bueno tenía que tener.

Hund... sólo deja el cigarro y apágalo en la banca...

Suspiró un poco sujetó el cigarrillo de la parte baja para apagarlo con cierta suavidad en el otro extremo de la banca al lado contrario de Deimus - Gracias por el cigarro - dijo apenas mirando los ojos de Deimus.

Respiró hondo tratando de reemplazar el aire limpio del parque por el humo que ahora había un poco en sus pulmones y fue entonces que observó a la pequeña niña con dulce voz que se acercaba y hablaba tan familiar al pelirrojo. Hund volvió a subir y a abrazar sus piernas sobre la banca mirando a la niña como si fuese algún ser extraño e impredecible. Es verdad que no tenía mucho o casi nada de contacto con infantes en toda su vida que recuerda, no tenía nada en su contra pero algo sentía al verlos... esos recuerdos vagos y falsos que tenía de su propia juventud. Debía tener cuidado ... era lo único que sabía.

- ¿Yo? - La pregunta le tomó por sorpresa por lo que tomó un tiempo en responder, apenas unos milisegundos de más en lo que miraba a ambas personas en frente - No traigo dinero... pero si me prestas puedo pagarte con otra cosa, se hacer muchas cosas y también aprendo rápido - sugirió al hombre, apenas mirado de reojo a la niña cerca de él.

Hey... ten cuidado con lo que dices... ¿Acaso no te dijeron que ya no hicieras más "eso"? ... Las cosas se pueden malinterpretar

La verdad es que le gustaba el helado y sí que quería uno, pero no podía recibirlo gratuitamente... aunque se le había dicho que a veces es admisible el recibir algo sin pedir nada a cambio, la voz en su cabeza seguía diciendo que no era bueno, así que de vez en vez aceptaba. El cigarro lo aceptó pero el helado no lo haría, así de sencillo.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Tiempo de descanso [Libre]

Mensaje por Invitado el Mar Jun 04, 2013 8:50 pm

Guardó el paquete de cigarrillos en el bolsillo del abrigo y aguardó pacientemente la respuesta de Hund. Él no era de esas personas que buscaban amigos y ofrecía cosas, pero ya que Martha había sacado la idea del helado, sería demasiado frío el dejar al chico ahí y no invitarle. Tal vez, cuando estaba delante de la pequeña su carácter tendía a ser más amable o por lo menos dejaba de lado su desinterés hacia el resto de personas.

-No voy a morirme por invitarte a un helado.- replicó, bromeando en parte y mirando un instante a la pequeña. Frunció el ceño después ante lo que dijo, malinterpretando aquellas palabras. En esa ciudad, ese tipo de frase se decía mucho por las noches en los callejones. No sabía si Hund era uno de esos chicos, que hacían todo tipo de favores como pago, pero tampoco iba a juzgarle o culparle por ello. Simplemente negó con la cabeza, rechazando de inmediato aquella proposición, más delante de la niña. -Es una invitación, no tienes que pagarme nada. Si no quieres, simplemente di que no.

Tomó la mano de la pequeña y echó a andar, pero apenas dio un par de pasos cuando Martha se detuvo y tiró de su brazo. -Dice que sabe hacer muchas cosas, ¿por que no le pedimos que haga un pastel? Así podremos merendar los tres y todos pondremos de nuestra parte.- propuso la pequeña, mirándole con una seriedad que no pegaba para nada con alguien de su edad.

Deimus fue a rechazar aquella propuesta, pero se lo pensó mejor. Un pastel no era igual que un helado, pero seguía siendo dulce y si salía bien estaba bueno. Miró a Hund y se rascó la nuca mientras suspiraba. No era un mal plan, pero a ver cómo le explicaba a la madre de la niña lo que ocurría cuando los tres entrasen en la cocina... Bueno, ya se le ocurriría algo.

-¿Te parece bien eso? Hacer un pastel. Martha pone la cocina, yo los ingredientes y tú lo preparas. Si no sabes, podemos aprender los dos. -comentó, resaltando que no sabía hacer un postre de aquellos.- O podemos volver a la propuesta inicial del helado. Sea lo que sea, no te preocupes. No estarás en deuda con nosotros. -le miró y sonrió vagamente. -A no ser que estés ocupado y tengas cosas que hacer...
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Tiempo de descanso [Libre]

Mensaje por Invitado el Miér Jun 12, 2013 8:55 am

- Está bien, siento haber dicho aquello... si quiero el helado, acepto tu invitación - apresuró a decir tanto por el gesto de Deimus como el regaño que había escuchado dentro de sí. Muchas veces no podía evitar decir cosas como lo que decía en ese entonces, era sólo la costumbre y así es como había vivido por tantos años y así es como había crecido, era difícil dejar de pensar de una forma simplemente de un día para otro.... pero él era un chico bueno... no daría problemas y aceptaría lo que fuese necesario para no incomodar.

Hund se levantó de inmediato, acomodando sus ropas pero no pudo dar ni un paso pues la joven niña estaba deteniendo ya al pelirrojo, dando su propia propuesta. Al escucharle, su ojo enseguida se agrandó aún más ilusionado que la idea del helado. Claro, su rostro seguía igual de serio, tranquilo pero pequeños movimientos en sus labios y su ojo delataba su emoción sólo para aquellos que pudiesen verle a detalle e interpretarle debidamente.

- ¿Puede tener una decoración de un dulce? - Preguntó apresuradamente - Con crema de colores y un dibujo grande al tope, y un arcoiris en el centro... - Lo había visto en una revista... pero solo la foto, no sabía como hacerlo. Por suerte Deimus le dijo que si no sabía, podían aprender así que no se preocupó por eso.

Responde correctamente

Se acercó a ambos, no muy cerca pero tampoco demasiado lejos, les miró y asintió con la cabeza - Me parece bien, no estoy ocupado y me gustan los pasteles - Les siguió si es que ellos comenzaban a caminar. - ¿Saben preparar los que al partirlo tienen un arcoiris dentro? Yo se preparar la crema para la decoración, vamos a necesitar muchos colores y mucha crema - Habló con los dos en general esperando a que lo guiasen al lugar de su preferencia.

Si aprendía bien a hacerlas entonces haría una para él, seguro que le gustará y podría comerlo juntos. Realmente estaba muy animado pese que sabía que no debería estarlo, no con un sujeto al que acaba de conocer por más amable que se viera... por suerte, por el momento no pensó nada de eso mas que de qué sabor iba a ser el pastel.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Tiempo de descanso [Libre]

Mensaje por Invitado el Mar Jul 02, 2013 11:08 pm

Parecía que la propuesta de Martha había agradado más que el helado. La verdad, no supo muy bien porqué insistía con aquello. No era de los que iban haciendo amistades por ahí y mucho menos de los que repartían amor y sonrisas. Quiso pensar que fue un capricho de la pequeña y que por eso no pudo negarse. Hund parecía buen muchacho y no había motivos para ser desagradable con él. 

-¿Arcoiris? -repitió con cierta sorpresa, mirando al chico antes de hacer una pose reflexiva. -Lo único que he logrado hacer sin que se me queme nada, ha sido un bizcocho de limón. -comentó e hizo un poco de memoria. Recordó vagamente los tiempos antes de que ingresase en la cárcel, cuando Martha era aún un bebe y cuando intento hacer un pastel con la ayuda de un amigo. Lograron hacer una tarta de chocolate muy buena, aunque él apenas participó. -Humm... -agitó la cabeza, quitándose esos recuerdos absurdos de la mente y regresando a la tierra. -Podemos intentarlo. No puede ser muy complicado.

Guardó las manos en los bolsillos del pantalón y echó a andar. Vigiló que la niña le seguía de cerca y de paso también miró a Hund, asegurándose de que no se quedaba atrás. No podía evitar ese comportamiento. Siempre estaba al pendiente de todo aquel que decidía seguirle. -Tendremos que comprar primero los ingredientes. No creo que Martha tenga en su cocina un arcoiris. -la niña dejó escapar una risa suave ante ese comentario.

-¿Te gustan los colores Hund? -preguntó curioso, mientras dejaban atrás el parque y tomaban la calle en dirección al supermercado más próximo. -Mucha gente rechaza las tartas muy coloridas, por miedo a que sean tóxicas o algo parecido. -sacó otro cigarro y se lo puso en los labios.- La gente es muy desconfiada últimamente. Hasta las cosas alegres se consideran malas... ¿Qué mal puede haber en un tarta de cumpleaños? -eso era más bien un pensamiento filosófico. No era una persona de pensar mucho en esas cosas, pero a veces, se preguntaba muchas cuestiones acerca de la vida. Básicamente porque no entendía la diferencia entre algo justo o injusto y por ende, no comprendía a la gente desconfiada en exceso.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Tiempo de descanso [Libre]

Mensaje por Invitado el Sáb Jul 20, 2013 11:03 pm

Miró al pelirrojo expectante a su respuesta, con una seriedad que parecería estuviese esperando a una decisión que le marcarse para toda la vida. La respuesta que le había dado era suficiente para asentir efusivamente con la cabeza aceptando las condiciones de "intentarlo" y comenzó a seguirle, si bien no cerca tampoco muy lejos pero siempre detrás. El comentario del arcoiris hizo que mirase de reojo a la niña a su lado tratando de no mirar demasiado, de cualquier forma, toda preocupación era totalmente cubierta por la emoción de ir a cocinar ese dulce arcoiris.

Le escuchó y le miró la nuca desde su posición - Si me gustan y eso que dices sería porque ... la tarta de cumpleaños tiene mucho merengue encima y no puedes saber si tiene fruta dentro o quizás pistaches.... ah... como la manzana... al verla se veía muy jugosa y apetecible pero al no verla detalladamente, siempre está la posibilidad de que viva un gusano dentro.... entonces la gente prefiere no comerla a mirar si tiene puntos negros que significan que es la casa de un pequeño gusanito -Ahora se le antojaba una manzana... - Pero no saben mal... me dijeron que no los coma, pero no saben mal - Ladeó ligeramente la cabeza sabiendo en su interior a qué se refería con sus mismas peculiares palabras.

- ¿Tu eres de los que confían en los colores brillantes, Deimus?... yo lo hago... una persona que huele a dulce y se ve como un dulce, no puede ser mala ¿No? - Caminó a paso constante, siempre manteniendo la distancia entre ambas personas a su frente.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Tiempo de descanso [Libre]

Mensaje por Invitado el Lun Jul 29, 2013 1:26 pm

Escuchaba las palabras de Hund conforme caminaban. Miraba de reojo al chico, sin volver del todo el rostro, al contrario que Martha, quien tenía la cabeza girada hasta donde podía y miraba con sus grandes ojos dorados a Hund, como si la estuviesen contando un cuento muy entretenido. Deimus agarraba la mano de la niña para que no se quedase atrás y de vez en cuando tiraba suavemente para que espabilase.

-Ante la duda, sería mejor preguntar al cocinero. -opinó y siguió en sus trece en que la gente era demasiado desconfiada por no fiarse de un pastel de cumpleaños. Después vino el comentario de la manzana y ahí se perdió ¿Quién se comería un gusano? Lo más lógico sería tirarla... ¿Por que Hund se comió ese gusano? Alzó una ceja y se rascó la nuca, pensando que la conversación estaba desvariando un poco.

-¿Quién te dijo que no los comieses?- preguntó Martha, rompiendo aquel silencio con su voz infantil. -Los gusanitos son malos, aunque sepan bien, no se pueden comer. Esa persona debería estar preocupada por ti.

Deimus miró a la pequeña y después a Hund, aguardando un poco a que contestase si quería y después volviendo a tirar de ella para que caminase. Así nunca llegarían al supermercado. -Me gustan los colores brillantes, sobretodo el de la llamas- contestó, esta vez mirándole directamente. -Una persona puede ser buena, pero se corrompe fácilmente. El dulce se puede poner malo a causa del ambiente ¿verdad? Eso es lo que condena a esta sociedad.

Se detuvo cuando llegaron finalmente a las puertas del supermercado. -Bueno, aquí estamos. Martha, ¿puedes ir  a buscar los ingredientes para hacer la masa? Nosotros nos encargaremos de buscar los colores del arcoiris de Hund. Nos vemos en la caja-le dijo a la niña, soltando su mano. Ella asintió y se alejó de ellos silenciosamente. -Vamos, espero que el pastel que logremos hacer no nos dé diabetes. -bromeó, metiendo las manos en los bolsillos y siguiendo hacia delante, buscado la zona de repostería.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Tiempo de descanso [Libre]

Mensaje por Invitado el Lun Ago 12, 2013 11:40 am

- ¿Quien? - Preguntó muy muy bajo... era una muy buena pregunta ¿Quién era él? ¿Quién era esa voz que escuchaba en su cabeza? ¿Preocupado? No podía ser, nadie se preocupa por Hund mas que él mismo, no puede esperar a que alguien más lo haga porque de una u otra forma, sería peor... precisamente era lo que ese mismo hombre también le había dicho.

... Y aún así.... no puedes preocuparte de quién soy yo porque nunca podremos encontrarnos... no debe importate si me preocupo por ti o no aunque yo viva por ti... tu sólo debes de seguir tranquilamente... cocinando y comiendo cuanto pastel desees... lo que debes de hacer es escucharme siempre, obedecerme siempre y todo estará bien

- No lo se bien.... de cualquier forma, ahora que se que son malos, no los comeré. - finalmente dijo a la pequeña sin mirarla demasiado. En épocas de hambre a nadie le importa si un alimento pueda hacer daño pues es alimento después de todo y una manzana con gusanos sería todo un manjar. Ahora, por suerte, no es época de hambre y todo se encuentra "bien" en la vida de Hund, así que no habría problema con dejar de comer esos malos gusanitos.

- Se corrompe... a causa del ambiente y el tiempo... - repitió pensativo - Entonces es por eso que hay que comer dulce siempre que siga brillante... Hay que estar con una persona mientras es buena, antes de que se corrompa... entiendo, ahora entiendo - dice con cierta emotividad en su voz pero nunca en su rostro. Comprendía entonces que es por eso que una de las razones del por qué sus antiguos clientes estaban con él algunas horas o solo una noche era porque después, ya no le miraban brillante como un dulce.... después de comerlo... era tiempo de devolverlo a las calles.

No pienses en eso ahora

Hund miró a la pequeña soltarse de la mano del pelirrojo y encaminarse sola a buscar ingredientes. Miró su propia mano y recuerdos vagos llenaron su mente... definitivamente ver niños no era nada bueno para él, por suerte, la voz de Deimus o mejor dicho, la palabra "arcoiris" interrumpió sus pensamientos y le miró asintiendo con la cabeza.

- No lo hará, te lo aseguro - dijo Hund aunque sabiendo que era una broma - Tenemos que conseguir azul, verde, naranja, rojo, amarillo.... uhm... azul verdoso... color lila.... y rosa...tal vez - dijo caminando mientras trataba de recordar los colores del arcoiris - ¿Venden aquí perlas de chocolate? ... son brillantes... podemos dibujar una llama en el pastel con colores y perlas brillantes.... tambien los colores favoritos de Martha hay que agregarlos - Hund miraba al frente, mirando un poco de la espalda contraria y sus brazos, su rostro y su miraba por si se llegaba a cruzar con ella, no quería ver alrededor pese que le daba curiosidad el comprar aquellos colores. En realidad, solo no quería ver la mirada de las personas que juzgaban como siempre lo hacían, el desarreglo de cabello de Hund, su parche en el ojo, la forma en que Deimus dejaba a la pequeña niña ir sola por ingredientes... ellos criticaban, siempre lo hacían.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Tiempo de descanso [Libre]

Mensaje por Invitado el Mar Sep 03, 2013 2:09 pm

Los ojos del pelirrojo se abrieron con sorpresa cuando Hund le citó los colores que necesitaban. Sin duda, hacía mucho que no veía un arcoiris, pues no recordaba tantos colores. ¿Venderían esas cosas en un supermercado normal y corriente? Tal vez tuviese una sección especializada o igual podrían mirar después en alguna pastelería... Uf, aquello empezaba a complicarse.

-¿Perlas? -repitió, saliendo de su discusión interna y volvió la cabeza para mirar al contrario. -Sí, eso seguro que hay. -su mirada se cruzó con la de una señora que paseaba por ahí y quiso preguntarla si sabía donde estaba la sección de repostería, pero la mujer se apresuró y esquivó como pudo su mirada. Frunció el ceño, un poco molesto y siguió avanzando. -¿Acaso la gente no sale a la calle? Ni que hubiese visto un fantasma... -murmuró malhumorado.

No le importaba que la gente les mirase mal. Había vivido con eso desde que dedicó a la delincuencia en las calles y sabía que las etiquetas eran difíciles de remover. Sin embrago, no soportaba el hecho de que juzgasen sin conocer. Seguramente Hund, a pesar de llevar esas pintas de 'chico de la calle' era mucho mejor persona que todos esos tipos que se consideraban 'buenos' simplemente por tener dinero para poder guardar las formas. Apretó la mandíbula al pensar en esas cosas, sintiendo como se le quebraba la paciencia. Sin embargo, por fortuna para ambos, se topó por casualidad con un pasillo que tenía un montón de ingredientes para decorar tartas.

-Oh, aquí esta. -señaló el pasillo y volvió a mirar al muchacho. -Y es muy grande, seguro que hay lo que buscamos... -avanzó por el pasillo, revisando las estanterías. -Están las perlas de chocolate... de muchos tipos de chocolate. -cogió uno de los paquetes para verlo más de cerca. Había de chocolate negro, con leche y blanco. Miró un momento a la estantería de al lado. -También tienen muchos siropes... ¿Nos servirían para nuestro arcoiris?

Entonces, en el pequeño momento de silencio que se hizo tras formular su pregunta, se escuchó un disparo que retumbó por todos los lados del centro, haciendo que algunas personas entrasen en pánico y gritasen. Después, las luces se apagaron...
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Tiempo de descanso [Libre]

Mensaje por Invitado el Miér Sep 25, 2013 12:24 am

Observó cómo la señora huía de Deimus. No era algo nuevo que hubiese visto por lo que no dijo nada aunque si notó el cómo el pelirrojo se molestaba. - Tal vez había un fantasma detrás de ti - susurró tratando de animar un poco. Caminó después, mirando la espalda del otro y un poco de alrededor, o eso fue antes de que expresase que habían llegado al lugar. Hund abrió bien el ojo y corrió a los estantes mirando lo que se podía comprar - Tienen muchos adornos - agregó mirando sin tocar nada pero muy animado de lo que estaba viendo. Miró luego a Deimus cuando preguntó, iba a ir a ver los siropes para ver si servían, pero en eso, el sonido le dejó paralizado.

- ¿Que suce....

No sucede nada


Observó alrededor y luego a Deimus justo antes de que las luces se apagaran. Su mirada era muy diferente, ni inocente ni gris sino todo lo contrario, una mirada fuerte que ahora irradiaba molestia - ¿Y ahora qué? - dijo con también una voz diferente a como había estado hablando, haciendo notar esa molestia que sentía ahora.

Las luces se apagaron y las personas comenzaron a entrar en pánico. "Me pregunto si ese hombre dejará sola a esa niña" pensó mientras se acercaba al otro sin la necesidad de agacharse o entrar en el pánico que los demás tanto tenían.. no él... él no le temería a solo un disparo que no iba dirigido a él, no le importaría incluso a quien pues seguro se lo tenía merecido.

- ¿Por qué tiene que pasar esto ahora? ... justo cuando estaba (él) tan de buen humor.... tch! -

No se iba a esconder, no se iba a alertar ni se iba a mover si no fuese necesario.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Tiempo de descanso [Libre]

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.