Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Confieso...
Dom Ago 14, 2016 10:18 am por Zarek

» IMPORTANTE!!! Anuncio de Administración
Vie Oct 16, 2015 3:36 pm por Alcalde Diedrich

» Cuenta y besa a quien te toque.
Lun Abr 27, 2015 9:01 pm por Jan Bozkurt

» Publicación de temas fueras del foro
Dom Abr 26, 2015 6:35 am por Bzou

» Mensaje a la administración (Importante)
Jue Abr 02, 2015 10:23 pm por Alcalde Diedrich

» El amo y el lobo [Celda de aislamiento] [Priv. Herman Engels +18]
Lun Feb 09, 2015 12:43 am por Herman Engels

» ¿Nuevo compañero? [Priv. Killer]
Dom Feb 08, 2015 2:54 am por Killer

» Other World [RPG Anime (Saint Seiya, Inuyasha, Naruto)] afiliación normal
Lun Feb 02, 2015 8:50 pm por Invitado

» Karma [priv. Geist]
Dom Feb 01, 2015 11:46 pm por Gô Koyama

» Mihail ``Perro viejo´´-I.D-
Miér Ene 28, 2015 2:56 pm por Mihail Mihaeroff

¿Quién está en línea?
En total hay 1 usuario en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 55 el Vie Jun 15, 2012 12:46 pm.
►Pasa el mouse por las imágenes y contáctanos

ALCALDE DIEDRICH
Contact
Herman Engels
Contact
Zennu
Contact
Broker
Contact


HERMANOS

ÉLITES

↑Click↑

Cuando las margaritas parpadean.(priv.Nikkei)

Página 1 de 2. 1, 2  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Cuando las margaritas parpadean.(priv.Nikkei)

Mensaje por Dante el Vie Ene 20, 2012 12:25 am

Los días soleados eran una curiosa mezcla entre la alegría del ambiente chispeante y la pesadez que producía aquel calor. Siendo sinceros, le molestaba un poco en los ojos. Acostumbrado a los ambientes más nublados, oscuros y cerrados ... Realmente disfrutaba cuando salía al aire libre, algo que podía sorprender dada su pálida piel y su aspecto algo mortecino, melancólico .. casi como de vampiro victoriano, envuelto en un aire de triste pesadumbre y misterio.

Envuelto en su habitual color negro y una simple camiseta blanca para manchar la homogeneidad se encontraba descansando tranquilamente bajo la sombra de un amplio árbol, jugando con unas margaritas silvestres sin llegar a arrancarlas. Tenia de aquellas en casa y en el cementerio, eran una especie común pero no por ello menos hermosa. ¿Por que había salido de sus dominios pese a que no solía hacerlo? Aquel día no tenía trabajo, no urgente en cualquier caso. Y lo que si tenía eran compras que hacer, aquellas cosas sin las que un humano en su sano juicio no podía vivir. Comida, productos de limpieza ... y aunque odiase reconocerlo ... debería comprarse algo de ropa ya que durante aquellos dos años había vivido con la que trajo de Inglaterra y no se había dignado a comprar más. Ir de tiendas ... sin duda era un proceso cansado y horrible por el que no le gustaba pasar, por eso lo postergaba en la medida de lo posible. El momento había llegado. Gente con sonrisas falsas acosándole con cosas que no quería, más compradores pululando por el lugar ... mucha gente ... demasiada.

Un estremecimiento recorrió su cuerpo tan solo de pensar aquello, dejaría que Dante se encargase de aquello pero ... era demasiado llamativo con la ropa que le gustaba ... estaba bien de vez en cuando pero quería poder pasear por la ciudad sin llamar demasiado la atención.

Sacó su reloj de bolsillo y miró la hora, era media mañana, aun era pronto para el, aún podía mentalizarse un rato. Se dejó caer pesadamente de lado, dejando de apoyarse en el tronco y cayendo al suelo cubierto de pasto verde, mullido y agradable. Su pelo Blanco se esparció a su alrededor, tapándole el rosto y contrastando como temprana nieve sobre aquel luminoso verde. Estaba bien así, no había necesidad de hacer nada más, solo quedarse quieto para fundirse con la tierra. Ah ... a veces se aburría tanto ... a veces incluso extrañaba la compañía de otros vivos, gente que te respondiese cuando preguntabas algo, gente que reaccionase a las bromas, gente a la que escuchar reír ... pero luego se encontraba con la imposibilidad de encontrar a alguien en medio de las muchedumbres, los grupos ... sinceramente le asustaban, no sabía que esperar de ellos, hablaban mucho y a la vez, a veces incluso gritaban, aquel tipo de ruidos fuertes le alertaba.. casi como si de un animal se tratase ... le devolvían a aquellos días en que su madre clamaba contra su existencia, le empujaban a recordar lo que tanto le había marcado.
avatar
Dante
Enterrador
Enterrador


Ver perfil de usuario http://forbiddencity.freeforo.com/t143-ficha-de-dante-el-enterrador

Volver arriba Ir abajo

Re: Cuando las margaritas parpadean.(priv.Nikkei)

Mensaje por Nikkei el Vie Ene 20, 2012 2:28 am

Nunca se encontraba demasiado cansado para trabajar, es más si fuera por el vivirá definitivamente en el taller y nunca más regresaría a su austera y solitaria casa, pero debía hacerlo para atender las plantas de su invernadero las cuales le brindaban sus tan apreciados cuerpos y alcaloides para que el joven oriental creara sus venenos con el fin de protegerse en aquella peligrosa ciudad. Y hablando de tan maravillosas platas debía buscar fertilizantes y abono para promover su crecimiento, por lo que tras ir a casa y revisarlas decidió ir a un vivero cercano a terragarden. En realidad no conocía el lugar pero un anciano chino que solia visitar su tienda le comento sobre el lugar, si no mas recordaba el hombre encontró en él un ciruelo blanco que regalo a su hija como regalo de bodas.

Entonces estaba ahí en los jardines vestido de forma casual con unos pantalones camuflajedos de color verde olivo, unos tenis convers verdes, una playera negra de cuello redondo (dejando visible su tatuaje) y una chaqueta delgada café.

Masajeo su cuello mirando alrededor, tenia quizás más de media hora desde que llego y aun no lo hallaba. Saco un papel de su bolsillo en donde el amable anciano había hecho un burdo croquis en letra prácticamente ilegible y en chino, porque por donde lo viera era imposible que eso fuera hiragana o katagana. Devolvió el papel a su bolsillo era contraproducente seguir observándolo, entre mas lo veía más confundido se sentía. Decidió entonces cambiar de estrategia y preguntar a dos transeúntes, los cuales no le dieron razón del vivero, es más ni siquiera sabían de su existencia. Continuo preguntando de tal forma hasta toparse a un hombre reposando tranquilamente en el césped, al principio dudo en preguntarle pues se veía cómodo y quizás dormitaba por lo que su intervención seria en definitiva indeseable, pero fue imposible despegar su vista de él.

Era un hombre difícil de ignorar, su hermosa y tersa piel tan blanca como la luna, su largo y sedoso cabello blanco que caía sobre el césped como una cascada de hilo de seda. Sin poder evitarlo se acerco y le pregunto tímidamente en ingles- hola- lo contemplo en silencio desde donde estaba, antes de recordar su verdadero objetivo -¿sabes dónde está el vivero das Paradies?
avatar
Nikkei
Mafioso
Mafioso


Ver perfil de usuario http://forbiddencity.freeforo.com/t280-nikkei-fuyuki http://forbiddencity.freeforo.com/t448-cronologia-nikkei#4870

Volver arriba Ir abajo

Re: Cuando las margaritas parpadean.(priv.Nikkei)

Mensaje por Dante el Vie Ene 20, 2012 12:25 pm

Cerró con fuerza los ojos al sentir el agradable pero molesto rayo de sol que se colaba entre las ranas del árbol para golpearle directamente en el rostro. Sin embargo no abrió los ojos ni se movió hasta escuchar una tímida voz dirigiéndose a él, posiblemente ... en un ingles de acento asiático que le hizo abrir los ojos con curiosidad solo para toparse con el rostro de ojos alargados y azulados que le miraban desde arriba. Escuchó la pregunta, clavando sus ojos con curiosidad en el rostro contrario, recorriendolo y llegando al ave que volaba por el cuello de nívea piel.

-¿El vivero?_Preguntó desde su posición en el pasto, removiéndose un poco perezosamente hasta sentarse y asentir retirándose el pelo de la cara para ver mejor.-Lo conozco, esta por allí._Señaló vagamente en una dirección.-Pasado el estanque de las ranas, por el camino de los llorones..._Ladeó un poco la cabeza como si sus vagas explicaciones sirviesen de algo. Miró hacia ambos lados y se levantó, pasándose los dedos por el pelo para peinarselo un poco, sacándose alguna pequeña hojilla de verde y sin reparar en una diminuta margarita prendida descuidadamente en su pelo.-Puedo guiarle, me apetece ir ... Puede que necesite algunas semillas..._Dijo más que para el moreno para si mismo, alzando una mano a su barbilla antes de reparar en su posible acompañante.

-Me disculpo por mi descortesía ... mi nombre es William Rendfield._Hizo una ligera reverencia a la occidental, muestra de su buena y refinada educación.-¿Puedo conocer su nombre?_Pidió con verdadero interés antes de sacudirse un poco los pantalones negros de cadera baja, lo suficiente como para mostrar algo de su piel al realizar según que movimientos que alzaban la camiseta de estampado rockero. En efecto, a William le gustaba el buen rock, independientemente de su época, y si bien le daba igual mostrarlo abiertamente ... aquellas camisetas le ahorraban tener que ir a buscar ropa a tiendas que le disgustasen más. Metió la manos en su cazadora, levantando la vista al cielo y contemplando su magnifica inmensidad azul, pero entrecerrando sus parpados para no recibir directamente los rayos.

-Por aquí._Dijo finalmente antes de empezar a andar por el camino principal que luego se ramificaría más adelante, el camino terroso hacía que sus pasos sonasen con un crujido familiar.-¿Cuanto tiempo lleva en la ciudad?_Evidentemente era extranjero, exótico y llamativo a sus ojos. Había visto y conocido ya a algunos orientales, pero siempre le resultaba difícil distinguir cual era su procedencia, afortunadamente no los confundía. No creía en aquel tópico de que todos los asiáticos eran iguales. Y menos aquel, que tenía los ojos azules ... era una mezcla hermosa.
avatar
Dante
Enterrador
Enterrador


Ver perfil de usuario http://forbiddencity.freeforo.com/t143-ficha-de-dante-el-enterrador

Volver arriba Ir abajo

Re: Cuando las margaritas parpadean.(priv.Nikkei)

Mensaje por Nikkei el Vie Ene 20, 2012 10:51 pm

-sí, el vivero- repitió mirando embelesado como la suave cascada de seda se elevaba junto con el resto del cuerpo, pero pronto sus ojos saltaron a la larga cicatriz que atravesaba la cara del hombre. Se pregunto cómo habría ocurrido analizando al sonriente rostro y siguiendo de forma autómata los gestos del hombre, pero sin prestar la más mínima atención en sus palabras, depositando ahora su atención en las cicatrices en sus manos.


Asintió con la cabeza cuando le dijo que iría, observando como el enorme hombre se incorporaba, volviéndose de pronto consiente de la diferencia de alturas, obligándolo a levantar la cabeza para poder observar la cicatriz y descubriendo divertido una pequeña flor atrapada entre su cabello.

Se sobresalto al recibir aquella reverencia, era completamente inesperada –Shota mi-calló, ¿era un idiota?, desde cuando una cara bonita era capaz de hacerlo decir su verdadero nombre-. Mi nombre es Shota Fuyuki- corrigió de inmediato, si poder evitar perderse en los profundos ojos verdes del hombre, los cuales siguió con la vista hasta que la mata de cabelló blanco y la altura de su acompañante se lo impidió.

-eh..sí- dijo, saliendo de su embelesamiento, siguiéndolo obedientemente. Ahora que no podía ver más que su espada el hechizo se había roto y se preguntaba sin cesar “¿Qué fue eso shota?”. Miro con atención a su alrededor con el fin de almacenar todo en su memoria y no tener que verse en la pena nuevamente de pedir por ayuda a nadie-. Llevo poco- respondió en ingles, dudando entre sí responder la verdad o no, ahora que no estaba ante su embrujo su cabeza funcionaba como debía- mas del año…creo- respondió dubitativo-. Y ¿tu?- devolvió la pregunta descubriendo finalmente el acento tan característico de los ingleses en sus palabras.

-¿está muy lejos ese vivero?- pregunto desviando la vista, quizás si no lo viera no caería de nuevo en su encanto.
avatar
Nikkei
Mafioso
Mafioso


Ver perfil de usuario http://forbiddencity.freeforo.com/t280-nikkei-fuyuki http://forbiddencity.freeforo.com/t448-cronologia-nikkei#4870

Volver arriba Ir abajo

Re: Cuando las margaritas parpadean.(priv.Nikkei)

Mensaje por Dante el Miér Ene 25, 2012 7:52 pm

-Shota ... No lo había oído nunca, me gusta._Repuso con una ligera sonrisa devolviendole aquella penetrante mirada antes de continuar guiándolo por el camino principal, cruzándose de vez en cuando con algún paseante mientras escuchaba su respuesta.

-Yo llevo menos de dos años._No recordaba exactamente cuanto ... el concepto de tiempo era tan volátil para el que tampoco merecía mucho la pena tenerlo en cuenta.-¿Habías pasado antes por aquí?_Muy posiblemente, pero era una manera como cualquier otra de iniciar una conversación, se giró hacia el mientras esperaba su respuesta y luego se llevó un dedo a los labios pensando en la distancia.

-Bueno veras ... las distancias dependen, para un ave esta cerca, para una hormiga ... increíblemente lejos. Para nosotros esta a un bonito paseo de distancia._Aquello que podía ser tomado como una broma, fue dicho con una tranquila amabilidad y una leve sonrisa en el rostro. No estaba bromeando, aquella era su forma de expresarse. Si el moreno seguía insistiendo le daría una valoración en minutos a aquel paso pero la distancia ¿Aquello era cerca o lejos? No estaba muy lejos ... ya que no era cansado llegar, pero tampoco estaba cerca ya que aún no habían llegado al camino de los llorones. Tras un par de minutos más andando señaló un camino secundario con sauces llorones a ambos lados, las ramas se mecían suavemente con el viento creando un juego de luces y sombras.

-Después de ese camino hay un estanque donde las ranas siempre están croando. Es un buen sitio, si eres lo suficientemente cuidadoso no se asustan y puedes verlas._Explicó de manera algo más clara que antes buscando saciar la curiosidad de su exótico acompañante a la vez que cuanto más lo miraba más le llamaba la atención un pelo tan distinto al suyo. Tan oscuro y lacio ... sin tomarle mucha importancia alargó una mano hasta posarla en la cabeza contraria con delicadeza, atrapando un mechón entre dos dedos y acariciándolo mientras seguía la caída natural del pelo, rozando un poco su oído.-Es suave._Concluyó sin pizca de sorpresa, pues era algo que ya esperaba, simplemente le habían dado ganas de tocar.
avatar
Dante
Enterrador
Enterrador


Ver perfil de usuario http://forbiddencity.freeforo.com/t143-ficha-de-dante-el-enterrador

Volver arriba Ir abajo

Re: Cuando las margaritas parpadean.(priv.Nikkei)

Mensaje por Nikkei el Sáb Ene 28, 2012 3:57 am

-¿Te gusta?- repitió en voz alta sorprendido, deteniendo su andar y con los ojos bien abiertos- como…- se abstuvo de preguntarle sobre el contenía de su cabeza y sus gusto. Era evidente que eran malos si le gustaba su nombre. De reojo creyó percibir una mancha amarilla que llamo su atención, regreso su vista a la espalda del hombre, redescubriendo la descuidada margarita deslizarse con lentitud por el sedoso cabello hasta atorarse un poco más abajo del cuello. En la cabeza se metió una idea, un inocente jugueteo infantil, le quitaría la flor de encima sin que se diera cuenta.

-Ya veo- dijo distraídamente, con los ojos puestos en la flor. Extendió su mano para tomarla en un rápido movimiento, pero en ese momento el otro se giro, los dedos se deleitaron con la suavidad de las hermosas hebras plateadas pero sin embargo no lograron capturar a su objetivo.- eh…no- respondió sin mirar tan siquiera alrededor, mordiéndose el labio inferior, con los ojos fijos en la flor y los dedos deseosos.

-Entonces no está cerca- concluyo serio, deslizo su mano hacia el cabello de su acompañante más la regreso de inmediato al ver que el otro retrasaba el paso, ahora ambos estaban casi emparejados, pero obviamente el otro mantenía una leve ventaja por el largo de sus pierna. La oportunidad de no ser obvio no se presento hasta que señalo el camino de los sauces llorones, con un rápido movimiento removió con cuidado la flor, por suerte no estaba muy enredada y el otro no sintió una molestia tan evidente como para detenerlo en su explicación sobre las ranas.

-Ya veo, lo tendré en cuenta cuando quiera observar las ranas- dijo amable con una tímida sonrisa en sus pequeños labios y jugaba con su trofeo, deslizando delicadamente el tallo entre sus dedos. Acerco la flor a su nariz para olfatear su fresco aroma, las plantas de su hogar no olían bien y era peligroso olfatearlas. Mientras lo hacía, la enorme mano de William se poso pobre su cabeza con cuidado, deslizaba un par de largos dedos entre su corto cabello, dejado detrás un agradable cosquilleo deslizándose deliciosamente por su cuero cabelludo hasta su oreja-. ¿Qué?- pregunto girando hacia él, con los ojos bien abiertos y un débil rubor en las mejillas. Quizás para los occidentales fuera algo normal acariciarse la cabeza entre ellos, o eso creyo porque William no parecía un hombre confianzudo, pero para Fuyuki era un gesto cariñoso permitido sólo a su tío, y a nadie más ni a su maestro.

-¿Me quitaste algo de la cabeza?- Poso una mano sobre su cabeza con los ojos fijos en el hombre. Ahora pensaba de forma racional, no tenía porque irritarse, él también había tocado su cabello sin permiso- ¿o algo similar?-
avatar
Nikkei
Mafioso
Mafioso


Ver perfil de usuario http://forbiddencity.freeforo.com/t280-nikkei-fuyuki http://forbiddencity.freeforo.com/t448-cronologia-nikkei#4870

Volver arriba Ir abajo

Re: Cuando las margaritas parpadean.(priv.Nikkei)

Mensaje por Dante el Mar Feb 14, 2012 6:50 pm

-Claro, suena bien..._¿Qué tenia de malo aquel nombre? Era exótico... al menos a sus oídos, y un tanto suave.-¿Significa algo?._Preguntó con curiosidad.

Sintió un pequeño escalofrió cuando su pelo le transmitió el toque del moreno en su cabeza. Identificó la sensación pero no pareció percatarse de la misma. La realidad es que si no le resultaba molesto no tenía porque señalarlo. Aunque si le dio curiosidad el saber que es lo que pretendería con ello. Cuando volvió a notar aquella sensación, más notable esta vez, si que lo miró intentando descubrir la causa. Y vio la margarita comprendiendo rápidamente lo sucedido ya que... le pasaba a veces.

Sonrió mirándolo olisquear la flor y le pareció que era realmente adorable.-Qué es suave..._Aclaró con simpleza por si no le había oído, a pesar de que su voz si bien suave era clara mientras mantenía todavía la mano sobre su cabeza. Soltándolo lentamente después casi como de mala gana. Y en verdad no le apetecía dejar de tocarlo pero parecía notar cierta sorpresa o molestia hacia su gesto. No estaba seguro.-No, no tenías nada._Negó haciendo que algunos mechones de su pelo blanco, casi plateado, se moviesen por su influencia.-Es muy negro, me llamó la curiosidad ... ¿No debería haberlo hecho?_Preguntó en verdad queriendo saber la respuesta. Había veces que no acertaba a comportarse correctamente con los demás. Era consciente de ello pero su alejamiento del resto de la humanidad había derivado en un proceso casi de des-aprendizaje. Podía resultar perfectamente caballeroso y sin embargo un tanto infantil. Además usualmente se mostraba receloso con los extraños, le hacían sentir inseguro. Era algo irracional, una sensación ... sensación que no sentía con aquel hombre de baja estatura y gafas.-¿Te ha molestado?_Preguntó casi con pena.
avatar
Dante
Enterrador
Enterrador


Ver perfil de usuario http://forbiddencity.freeforo.com/t143-ficha-de-dante-el-enterrador

Volver arriba Ir abajo

Re: Cuando las margaritas parpadean.(priv.Nikkei)

Mensaje por Nikkei el Mar Feb 14, 2012 8:01 pm

-Pues a mi no me gusta- respondió sin dudar- se me hace un nombre algo…-suspiro al final no sabía cómo explicarle- uf…bueno digamos que en Japón hay mucha gente que se llama igual que yo, Shota es como el Jonh de Inglaterra, además mis amigos se burlaban mucho de mi nombre-sonrió- bueno el significado depende del kanji con el que lo escribas pero en mi caso significa “vuelo pesado” o “vuelo torpe”- suspiro –no se tú, pero no es un nombre tan bueno sí uno lo piensa-.

Cuando escucho la reafirmación de lo que creyó oírle decir a William se sorprendió ligeramente y volvió a pasar una mano por el cabello-supongo que lo es…¿pero entonces por qué lo has hecho?- le cuestiono aun mas sorprendido, ruborizándose levemente-. No exactamente… simplemente no me lo esperaba -sonrió nervioso, decidiendo al final explicarle a su interlocutor el por qué de su nerviosismo- veras es que en Japón las cosas son algo diferentes, no sé cómo se costumbre en Inglaterra pero nosotros no acostumbramos “tocar” mucho a las personas- olfateo otra vez la flor-el tocar la cabeza de otra persona lo consideramos un acto algo intimo, tu sabes destinado sólo a familiares y personas muy cercanas-.
avatar
Nikkei
Mafioso
Mafioso


Ver perfil de usuario http://forbiddencity.freeforo.com/t280-nikkei-fuyuki http://forbiddencity.freeforo.com/t448-cronologia-nikkei#4870

Volver arriba Ir abajo

Re: Cuando las margaritas parpadean.(priv.Nikkei)

Mensaje por Dante el Lun Feb 27, 2012 4:25 pm

Abrió los ojos sorprendido por aquello, un hombre al que no le gustaba el propio nombre ¿No era una pena para el nombre? Abrió la boca para decir que John era un buen nombre pero la cerró con una sonrisa al escuchar el significado de Shota, era un tanto gracioso, pero aún así le sonaba bien. Además cuando los pájaros vuelan torpemente ¿no son acaso un poco adorables al menos?

Miró con cierta ilusión y curiosidad aquellas mejillas tempranamente enrojecidas, sin evitar inclinarse hacia él desde su elevada altura para poder percibir mejor el matiz.-Ya veo ... No, en Inglaterra tampoco suele hacerse pero..._Se encogió de hombros desviando la vista como un perro regañado.-Creo que ha merecido la pena ya que parece haber provocado un hermoso sonrojo en tus mejillas.

El viento sopló con un poco más de fuerza removiendo sus cabellos los cuales se apresuró a apartar de su rostro para poder seguir mirando un poco más aquel rostro al que la sangre había dado un poco más de color y temperatura. Movido por la curiosidad acercó su dedo casi hasta el punto de tocarle pero paró en el último momento.-Entonces ... ¿tampoco puedo tocar tu mejilla? ¿Esta mal?_Preguntó sin hacer nada.-¿Te gustan las margaritas?.
avatar
Dante
Enterrador
Enterrador


Ver perfil de usuario http://forbiddencity.freeforo.com/t143-ficha-de-dante-el-enterrador

Volver arriba Ir abajo

Re: Cuando las margaritas parpadean.(priv.Nikkei)

Mensaje por Nikkei el Vie Mar 02, 2012 8:37 am

-Entonces…- insistió, si en Inglaterra la gente no era cariño, ¿entonces porque lo hizo?-. ¿Qué?- pregunto sorprendido, abriendo los ojos. Lo que afirmaba William era imposible, el era un maestro del ninjuntso, los ninjas no se sonrojan. Controlo su impulso de verificar la temperatura de su cara por medio de sus manos, eso lo dejaría en evidencia, aunque reconocía que el aire se había vuelto ligeramente más frio. Una ligera briza esparció el hermoso cabello de William alrededor. A nikkei le fue imposible no mirar cómo éste flotaba grácilmente en el aire. Sin percatarse su rubor aumento.

Sintió como la enorme mano del albino se acercaba a su rostro, tembló inconsciente pero deseoso del contacto que nunca llego-.…- no respondió, no sabía que podría decirle. Si quería que lo tocara pero no sabía bien el por qué. No entendía lo que le pasaba, pero en su mente tenía una idea pero demasiado absurda para ser verdad por lo que opto por la decisión más obvia: William le despertaba deseo sexual.

-¡Eh!- musito obviamente confundido-. No lo sé…- confeso, nunca se tomo el tiempo de pensar en flores ornamentarías- aunque es divertido jugar con ella- confeso finalmente, jugueteando con la flor- huele bien y es muy suave- agrego frotando unos pétalos con la yema de los dedos.

No estaba realmente interesado en las flores, ni era un amante de las plantas, simplemente sabia como usarlas y eran herramientas de trabajo, pero le había seguido el juego con las margaritas para cambiar de tema. Pero si le entraban ganas de ser tocado por él, pero a diferencias de otras veces este “deseo sexual” no venía acompañado del vehemente deseo de ser poseído salvajemente. Cuando se trataba de hombres prefería ser a veces pasivo, especialmente cuando se topaba con hombres más altos que él.

Pero retomando a William y su singularidad de despertar su interés. Fijo sus ojos azules en el rostro de su acompañante, su piel era hermosa, su rostro. En definitiva era apuesto o al menos ante sus ojos. Es decir, a pesar de no poder apreciar adecuadamente su cuerpo poseía diversas características que siempre le habían resultado llamativas en otros: era muy alto, aproximadamente treinta centímetros de diferencia; tenia cicatrices y mas destacable aun su cabello largo y sedoso, que poseía un color muy particular. Sintió sus dedos arder y pesados, deseaba tocar otra vez su cabellera plateada.

William era todo lo contrario a Nikkei, al menos físicamente.

-Um bueno…quizás me puedas tocar…digo mi pelo, si me dejas tocar el tuyo- se dejo llevar por su deseos, como regularmente hacia, cuando se encaprichaba con algo le era imposible no hacerlo…era un esclavo de sus pasiones.

Enterró sus dedos en las delicadas hebras y atrajo varios mechones para frotarlos contra sus sonrojadas mejillas. Ahora percibía la diferencia de temperatura entre su piel y el cabello, pero esto le resulto aun más agradable, era como frotar su mejilla contra el acero de una espada aunque más flexible y suave. Sonrió de placida y entrecerró los ojos.


Última edición por Nikkei el Miér Mar 07, 2012 4:45 am, editado 2 veces
avatar
Nikkei
Mafioso
Mafioso


Ver perfil de usuario http://forbiddencity.freeforo.com/t280-nikkei-fuyuki http://forbiddencity.freeforo.com/t448-cronologia-nikkei#4870

Volver arriba Ir abajo

Re: Cuando las margaritas parpadean.(priv.Nikkei)

Mensaje por Dante el Lun Mar 05, 2012 11:31 pm

La sonrisa de su rostro aumentó ligeramente junto con el sonrojo de Shota, era tan distinto a lo que a el le sucedia... no recordaba haberse puesto rojo, y desde luego los muertos no se ponían rojos ... y estaban frios.-Que tus mejillas estan rojas._Insistió por si no había sido escuchado con claridad, sonriendole como con cierta ternura. Abrió los ojos con sorpresa escuchando al moreno, ¿No sabía si le gustaban las flores? Nunca había pensado que fuese algo dificil de deducir, cuando algo te gusta, pues te gusta... y si no es que no te gusta. Vamos, mas claro imposible. Ladeó un poco el gesto escuchando la voz de Shota, era una voz agradable, se le antojaba escuchar cierto acento en aquel alemán ... posiblemente de su lugar de origen.-Entonces te gustan._Declaró firmemente convencido dando el asunto por zanjado mientras le devolvía aquella mirada que le pareció explorativa e intensa pero no le causo vergüenza ninguna.

Normalmente la gente cuando le veía apartaba la mirada, sus cicatrices causaban cierta incomodidad en los demás, puede que su altura sumada a esas cicatrices ayudase aa darle en primer termino un aspecto algo atemorizante ... y vestido de negro en el cementerio las cosas solían ``mejorar´´. No era algo que le molestase, tampoco es que buscase la presencia humana, y sin embargo encontrar a alguien a quien parecía no causarle desagrado tranquilizaba en cierta medida. Recorrió el rostro contrario con ojos perturvadoramente brillantes mientras Shota hacía lo propio, fijandose curioso en los labios de suave apariencia, tersa y delicada pero sabedor de que aquello era ya un límite que no debía cruzarse tan rápido. William no era un inepto en cuanto a costumbres sociales, que no se dejase llevar como los humanos normales por las leyes del comportamiento adecuado no significaba nada. Simplemente no se sentía muy atado a ellas, no es que fuese tonto o algo. Los besos si bien podían ser curiosos también tenían un fuerte componente romantico-erotico-sexual-llamalo como tu quieras.

-Claro._Accedió sin problemas al intercambio de toques, dejando en primera instancia que las manos contrarias recorriesen como gustasen su pelo, sin apartar la vista cuando se llevó aquellos mechones al rostro, tragando un poco de saliva. Se veía bien ... De un bien ... distinto.-Entonces ..._Terminó por volver a alargar la mano, repasando algunos mechones de la frente con suavidad para luego descender con disimulo hasta tocar su piel solo con las yemas, con cuidado como si tuviera miedo de quemarse.
avatar
Dante
Enterrador
Enterrador


Ver perfil de usuario http://forbiddencity.freeforo.com/t143-ficha-de-dante-el-enterrador

Volver arriba Ir abajo

Re: Cuando las margaritas parpadean.(priv.Nikkei)

Mensaje por Nikkei el Miér Mar 07, 2012 6:34 am

-¿Suave?-se atrevió a leerle el pensamiento a su acompañante. Las manos de este le acariciaban con tanta delicadeza, el roce de sus yemas le provocaba un cosquilleo que dejaba tras de sí una sensación de calor agradable pero le dejaba deseosos, quería más. Con una de sus pequeñas manos, en comparación a las de su acompañante, cubrió el dorso de la mano que le acariciaba y la obligo a descender hasta sus mejillas- esto es lo que querías, ¿no?

Fuyuki no era ningún tonto, a pesar de estar poseído por el embrujo de William podía percibir que a éste no le resultaba indiferente del todo. A William lo delataban sus tímidas caricias, su penetrante mirada recorriendo el febril rostro del oriental, clavándose en sus labios y casi devorándolos. Fuyuki se relamió los labios para humectarlos, descubriéndolos secos y deseosos de ser profanados por una impertinente lengua. Era definitivo, a Shota se le antojaba ser objeto de los mimos de aquel singular británico y quién sabe, hasta objeto de sus más bajas pasiones también.

-¿Entonces…?- inquirió deformando sus pequeños labios en una amplia sonrisa, sus ojos azules se asomaban a través de la mica de los anteojos para recorrer las preciosas cicatrices que atravesaban el rostro de su acompañante. Quería recorrerla con su lengua, pero esperaría pues las cicatrices eran a relieves de la piel a veces muy “íntimos” para ser tocados por un desconocido, aunque dependía de la persona.
Tomó uno de los mechones plateados y lo olfateo, desviando sus pervertidos “impulso” al hacia el embriagante aroma de su acompañante…lo había notado desde que lo encontró recostado en el césped. Era el delicado perfume a dardo y narciso combinado deliciosamente con el oloroso sudor que exuda la blanca piel, lo percibía débilmente en los mechones a su disposición. Supuso que este sería más fuerte y con mayor prevalencia de la parte floral conforme las hebras se acercaran al cuero cabelludo. Deseaba llenar sus fosas nasales con el perfume y deleitar sus labios con la suavidad del cabello-. ¿Puedo acariciar el cabello pegado a tu cabeza?- pidió ruborizado, consciente de lo impertinente de sus acciones pero incapaz de negarse a tales caprichos-. Por favor…- suplicó después de acariciar sus labios con el plateado mechón en su posesión, causando un agradable cosquilleo en la sensible piel, y dejando escapar las sedosas hebras entres sus dedos.

-Inclínate solo un poco- insistió poniéndose de puntitas, poso ambas manos sobre los pectorales de su acompañante en un intento de ganar estabilidad y centímetros-.
avatar
Nikkei
Mafioso
Mafioso


Ver perfil de usuario http://forbiddencity.freeforo.com/t280-nikkei-fuyuki http://forbiddencity.freeforo.com/t448-cronologia-nikkei#4870

Volver arriba Ir abajo

Re: Cuando las margaritas parpadean.(priv.Nikkei)

Mensaje por Dante el Lun Mar 12, 2012 1:11 am

Asintió en silencio al moreno. Parece que le resultaba fácil leerle lo cual era un poco embarazoso, pero satisfactorio en el resultado pues fueron las manos contrarias las que terminaron por realizar aquel movimiento que el deseaba. [color=green]-Si...[/colo]_Aquello era como si le diese permiso así que sonrió agradecido antes de cambiar a una expresión un tanto turbada cuando la lengua del de menor estatura recorrió sus labios.

Parpadeó un poco mirándolo, despertando en cierto modo gracias a aquella pregunta ...¿Entonces ... qué? Se había quedado en blanco, sin saber que responder en absoluto. En vez de pronunciar palabra alguna deslizó uno de sus dedos para acariciar los labios contrarios, ahora humedecidos por la saliva de su dueño. Sonrientes y pequeños, eran hermosos como pétalos. Con un fuerte latido en el pecho, de esos que te recuerdan que estas vivo, se dio cuenta de que realmente quería besarlo para experimentarlo de aquel modo. Pero no podía pedirle eso ¿Verdad? ¿O si? Quizás más adelante.

Se sintió profundamente observado por los ojos azules, le estaba mirando la cicatriz de la cara, lo sabía. Pero lo hacía de una forma extraña que no acertaba a calificar. No era rechazo o simple curiosidad tal y como siempre. Estuvo tentado de preguntarle pero Shota se le adelanto o mejor dicho. Cortó sus pensamientos de golpe al verlo jugar de aquella manera un tanto erótica con su pelo plateado. Tomo aire en un jadeo sin poder apartar sus ojos perturvadoramente brillantes de aquel espectáculo del que formaba parte pero a la vez era espectador.-Si, claro ..._¿Como iba a negarse si se lo pedía de aquella forma? No le habría contestado que no ni aunque así fuera pero ... realmente Shota sabía resultar convincente.

Se inclino como pedía, sintiendo el peso en los hombros y ayudándolo a sostenerse agarrándolo de la cintura mientras se dejaba olisquear o lo que quiera que el otro gustase. Era sin duda un extraño espectáculo para aquellos que pasasen cerca pero ... no era su estilo preocuparse por aquellos detalles.-¿Así?_Inquirió con voz suave, atento a posibles indicaciones.
avatar
Dante
Enterrador
Enterrador


Ver perfil de usuario http://forbiddencity.freeforo.com/t143-ficha-de-dante-el-enterrador

Volver arriba Ir abajo

Re: Cuando las margaritas parpadean.(priv.Nikkei)

Mensaje por Nikkei el Mar Mar 13, 2012 4:57 am

Se apoyo sobre los hombros para ganar altura y olfatear la raíz de su cabello. Por accidente sus labios rozan la frente contraria, gesto fácilmente mal interpretable como un inocente beso. Rodeo con sus pequeñas manos la cabeza albina tras sentir como su acompañante le sostenía por la cadera y hundió sus fosas nasales en las hebras platinadas, cerró los ojos dejándose guiar por el dulce aroma y froto su nariz en busca del agradable cosquilleo que el provocaba su cabello-.Si, así… que suave- musito con una voz cargada de deseo.

Se separo ligeramente para descendió lentamente, transfiriendo el peso a los brazos y de estos a los hombros de William, hasta unir frente con frente. -Entonces…- mordió su labio inferior y clavo con una intensidad demoledora los ojos verdes enfrente de él, unió sus manos detrás de su nuca-. ¿Qué vas a tocar ahora?- le pregunto directamente acercando lentamente sus labios- yo toque tu cabello y tu el mío, tienes mi cadera y yo tu cuello…- el recordó escasos centímetros, sintiendo un agradable escalofrió cuando el cálido aliento de su acompañante choca con el suyo. Le miraba expectante, sus mejillas ardían y sus labios esperaban entre abiertos a que William diera ese último paso. Todos sus gestos estaban destinados a seducir a sus acompañante, pero este no le tocaba ni le besaba, Nikkei temía haber perdido el toque.
avatar
Nikkei
Mafioso
Mafioso


Ver perfil de usuario http://forbiddencity.freeforo.com/t280-nikkei-fuyuki http://forbiddencity.freeforo.com/t448-cronologia-nikkei#4870

Volver arriba Ir abajo

Re: Cuando las margaritas parpadean.(priv.Nikkei)

Mensaje por Dante el Lun Mar 26, 2012 1:06 pm

Un ligero sonido de estremecida sorpresa escapó de sus labios al sentir los de Shota sobre su frente, interpretándolo como un ligero beso, enrojeciendo luego ligeramente cuando notó la respiración del moreno sobre su pelo, escuchando aquella aterciopelada voz que acariciaba sus oídos y le hacía pensar en cosas nada inocentes. Solo por aquello... era culpa de aquella voz.¿Qué tenía? ¿Qué era ese matiz?

Sus dedos se crisparon ligeramente sobre la cintura contraria mientras el otro se alejaba solo un poco, subiendo y bajando sus manos sobre los brazos y hombros de William, entrelazándose después en su nuca mientras le lanzaba una mirada que borro cualquier otra cosa de su mente que no fuese la intensidad de aquel brillo azul, del calor que transmitía su cuerpo y el acuciante deseo que le provocaba. William no solía ser un hombre aferrado a sus instintos o necesidades mundanas. Como cualquier persona, de vez en cuando sentía el llamado del deseo y no dudaba en saciarlo saliendo de noche en busca de algún encuentro casual, a veces incluso desapasionado. Así que aquello era algo ligeramente nuevo.

Su vista chispeante pasó de las mejillas sonrojadas a aquellos labios tentadoramente entreabiertos y no hubo necesidad de decir nada, cortó aquella escapa distancia, juntando ambas bocas con una suave presión, un cálido aunque algo inocente beso mientras sus manos ajuntaban algo más el cuerpo de Shota al propio. No pensó mucho en lo que hacía, simplemente dejándose llevar con los ojos cerrados, atrapando luego el labio inferior del otro, lamiéndolo delicadamente sin poder esperar más a probarlo, esperando a que le diese permiso para colarse en su interior. Los labios de Shota eran suaves, así como su pelo y sus mejillas, todo le resultaba agradable en él, en aquel desconocido con el que apenas había pasado tiempo. Aquello era muy peculiar e inesperado pero, se alegraba de haberse recostado bajo aquel árbol.

Spoiler:
-Siento la tardanza, he estado bastante liada con algunos problemas. Lamento no haber respondido antes.><
avatar
Dante
Enterrador
Enterrador


Ver perfil de usuario http://forbiddencity.freeforo.com/t143-ficha-de-dante-el-enterrador

Volver arriba Ir abajo

Re: Cuando las margaritas parpadean.(priv.Nikkei)

Mensaje por Nikkei el Sáb Abr 07, 2012 2:23 am

Sonrió satisfecho cuando el agarre a su cintura se volvía más fuerte, al sentir el vaivén de las respiraciones de William contra su pecho, la casi imperceptible tensión en sus músculos, la lujuria que ese hermosos par de ojos verdes eran incapaces de ocultar y lo dulce del beso. Un roce tan gentil y delicioso, la presión entre los labios era poca para su gusto pero no dejaba de ser agradable. Dejo escapar un pequeño gemido y entreabrió la boca, animándolo para que esa lengua saltara de su labio inferior a su interior.

Una vez establecido el contacto entre ambas lenguas, le fue imposible no tomar la iniciativa y recorrer la ajena boca a placer. William era tan hermoso, tan dulce y tierno, que no podía contenerse quería probarlo. Quería mucho más que un sencillo beso, sentía la necesidad de saciar todos sus sentidos con él y sus deseos. Prolongo hasta lo insoportable el beso, sus pulmones ardían y pero aquello no amainaba su necesidad de sentir la humedad lengua, y si era posible hasta hacerlo gemir. Más fue débil y se aparto, jadeante sintiendo sus labios arder.

-Tus mejillas están rojas- dijo con una sonrisa triunfal. Shota Fuyuki aun tenía su toque-. Te queda bien, resalta tus preciosos ojos - le dio un beso en la comisura del labio y deslizo su boca con cariño hasta la mejilla, en donde sentía una mayor temperatura. Cuando sintió el cambio de relieve, a causa de al cicatriz, cedió a sus deseos y la lamio con dulzura-. Eres endemoniadamente sexy…¿lo sabías?- le susurro al oído con una voz sexual y expectante.
avatar
Nikkei
Mafioso
Mafioso


Ver perfil de usuario http://forbiddencity.freeforo.com/t280-nikkei-fuyuki http://forbiddencity.freeforo.com/t448-cronologia-nikkei#4870

Volver arriba Ir abajo

Re: Cuando las margaritas parpadean.(priv.Nikkei)

Mensaje por Dante el Mar Abr 10, 2012 4:09 pm

Cuando los labios de Shota se entreabrieron concediéndole el permiso para poder seguir con el natural avance de aquel húmedo reconocimiento, tentó la lengua del moreno con cierta timidez, cálida y sutilmente antes de que el otro tomase el control de aquel beso. Abrió los ojos sorprendido por aquello. ¿Quien iba a decir que aquel pequeño hombre podía resultar un tanto fiero? Imposible no contagiarse de aquella vivacidad. Subió una de sus manos hasta tocar gentilmente la mejilla y bajar con sus yemas a rozar el cuello tomándolo luego de la nuca para profundizar el beso hasta que no hubo más remedio que separarse por la falta de aire.

Sentía un cosquilleo en los labios mientras lo miraba a los ojos sin saber que decirle ¿Acaso debía decir algo?

-¿Qué?_Lo miró confundido cuando escuchó aquello. ¿Se había puesto rojo?Se llevó la mano a la cara notando el calor que esta desprendía. Abriendo los ojos sumamente sorprendido por aquello y por lo que seguía diciendo Shota.-¿Preci...?_Se estremeció perceptiblemente cuando la lengua del moreno recorrió ligeramente la cicatriz que le cruzaba la cara.

-No lo sabia..._Contestó con sinceridad, nunca había pensado en ello seriamente si bien lo sabía vagamente. Igualmente aquello carecía de importancia, no era el mensaje sino la voz con la que Shota hablaba. Al acercarse este a su oído dejó desprotegido el cuello, tan cerca que habría sido estúpido no aprovechar aquella oportunidad. Con cierta timidez por saber que igual se estaba tomando demasiadas confianzas, no como las inocentes de antes sino perfectamente conscientes, rozó la piel suave del cuello con sus labios ocasionándole un cosquilleo al otro, lamiéndolo luego delicadamente y terminando con un ligero mordisco que no dejó marca.
avatar
Dante
Enterrador
Enterrador


Ver perfil de usuario http://forbiddencity.freeforo.com/t143-ficha-de-dante-el-enterrador

Volver arriba Ir abajo

Re: Cuando las margaritas parpadean.(priv.Nikkei)

Mensaje por Nikkei el Jue Abr 12, 2012 3:03 am

-No me sorprende…- dijo juguetón contra el oído contrario, dándole un beso en el pabellón de la oreja. Antes de poder tan siquiera lamerla el pabellon, los labios de William rozaron deliciosamente la sensible piel de su cuello, como reflejo apretó su agarre contra su cuello y dejo escapar un pequeño gemido ante la mordida y cerrando ambos ojos como reflejo. Esto último era probablemente innecesario, pero no pudo evitarlo pues al sentir los dientes presionar su piel y por experiencia con algunos de sus anteriores amantes del sexo masculino, las mordidas tendian a ser más fuertes….pero al parecer William era diferente.

Lo apretó más, era raro aquel contacto tan “delicado” y tierno de William, pero debía admitir que no era precisamente malo-. Eres adorable- le susurro contra el oído y lo lamio de forma lasciva, dejando expuesto su cuello para otro ataque cuando escucho tres voces a sus espaldas.

¡Mira!
¡¿Qué están haciendo?!
¡Se lo esta cominedo!

Nikkei se separo de golpe para encontrar cercano a ellos, a tres niños que tenían aproximadamente siete años, o eso le pareció. Sus regordetes mejillas y su inocencia los delataba, sólo niños así de inocente podrían interrumpir a una pareja comiéndose a besos.

-¡Corran! El es un vampiro y está tratando de comerme…- dijo Fuyuki muy serio simulando estar asustado. Aunque sin demostrarlo estaba muy molesto con esos niños. Soltó a William para darle peso a su “historia”, deslizando las manos desde el cuello de William hacia el pecho éste y de ahí deslizarse delicadamente hasta plantar sus pies en el suelo.

La cara de los niños era de completa sorpresa, Nikkei suponía que a esa edad los niños no eran tan ingenuos para tragarse una mentira tan tonta pero lo había dicho de forma con tanta convicción y miedo que innegablemente los niños terminaron por creerle, lo podía ver en sus caras llenas de miedo. Lo que sucedió después le sorprendió, no sabía si era porque era tan pequeño en comparación a William o porque éste era algo “tétrico” pero uno de ellos pateo a William y otro intento llevarse a Fuyuki de ahi, jaloneandolo de la ropa.

Spoiler:
"Disculpa lo mal escrito que esta, pero intentaba terminar el post lo más rapido posible"
avatar
Nikkei
Mafioso
Mafioso


Ver perfil de usuario http://forbiddencity.freeforo.com/t280-nikkei-fuyuki http://forbiddencity.freeforo.com/t448-cronologia-nikkei#4870

Volver arriba Ir abajo

Re: Cuando las margaritas parpadean.(priv.Nikkei)

Mensaje por Dante el Dom Abr 22, 2012 6:43 pm

Se estremeció por ese curioso beso, cerrando los ojos y negando con suavidad.-No soy adorable para nada.._Aseguró sin creerse que aquel adjetivo fuese con su persona. No, quizá lo había sido de pequeño, pero ya no lo era.

Al escuchar aquellas voces infantiles se tensó tras saborear la piel de Shota, el moreno por su parte fue más rápido, moviéndose para descubrir a aquellos pequeños mirones.-¿Eh? Yo no ..._Intentó alegar antes de observar el juego teatral de Shota y decidir con una discreta sonrisa seguirlo. Le gustaba el teatro después de todo ... desde pequeño le había gustado y tenía un buen conocimiento de la obra vampirica gracias a la curiosa coincidencia de apellidos con un personaje de la obra clásica de Bram Stoker.

Con una suave caricia el japonés se había soltado de su agarre, regresando al suelo. Y lo que vino a continuación le sorprendió francamente. No se esperaba una mini patadita mientras otro intentaba llevarse a su ``presa´´. Rió sombriamente, ladeando una sonrisa tenebrosa mientras se inclinaba como un mal augurio, negro y plateado sobre Shota, abrazándolo posesivamente desde la espalda.-Es mi presa ahora, nadie puede salvarlo de acompañarme en la noche eterna pero ... Quizá me apetezca dulce sangre de niño para el postre._Se relamió los labios visiblemente para ellos y se cernió sobre ellos alargando una mano de uñas negras y algo largas.

Aquello ya pareció suficientemente convincente para los niños que tras un vampirico sonido de William, emprendieron su huida gritando y dejando al ``indefenso´´ Shota a su merced.-Mejor nos vamos antes de que vuelvan con estacas._Rió ligeramente volviendo a su expresión habitual. Sin más ceremonia lo tomó de la mano para guiarlo por el camino, mirándolo de reojo aún algo divertido.-¿Crees que parezco un vampiro? Siempre pensé que me asimilaba más a Frankstein..._Comentó vagamente mientras retomaban el camino y perdían de vista el lugar del escarceo.
avatar
Dante
Enterrador
Enterrador


Ver perfil de usuario http://forbiddencity.freeforo.com/t143-ficha-de-dante-el-enterrador

Volver arriba Ir abajo

Re: Cuando las margaritas parpadean.(priv.Nikkei)

Mensaje por Nikkei el Miér Abr 25, 2012 9:10 am

-No…espera- intento disuadir al niño de soltarlo, pero entonces escucho una risa temible a su espalda, unos brazos largos rodeaban su pequeño cuerpo y lo llevaban con fuerza, pero a la vez con delicadeza, contra el cuerpo que anteriormente le sostenía. Pero esta vez el contacto se sentía diferente, una extraña pero agradable sensación se disperso por su espada hacia su estomago…se sentía bien cuando William lo tocaba, o mejor dicho, cuando era el que iniciaba el contacto. Permaneció en silencio para hacer el acto más realista, pero mientras lo hacía analizaba cuidadosamente las extrañas sensaciones que le producía aquel hombre…le gustaba tocarlo y que lo tocara, le parecía sumamente adorable y…

-Si…- dijo, comenzando la retirada pero sonrojándose ligeramente al sentirle el jalo de la mano ajena sosteniendo su pequeña mano, tuvo que acelerar el paso para no ser jaloneado por William que daba largas zancadas. Treinta centímetros de diferencia representaban una amplia en los pasos y peor aun si se corría.

-No, fue lo primero que se ocurrió- se limito a decir. Además ¿qué más podía decir?, era demasiado hermosos para ser otra creatura temible, sin mencionar que lamia y atacaba su desprotegido cuello al ser descubierto por los niños.

- No me pareces un Frankstein, un vampiro u otro monstruo…por el contrario creo que eres adorable- le dijo, creyéndolo necesario. William poseía algo especial que lo llamaba con fuerza, le gustaba casi tanto como una espada, más importante aún no le producía desconfianza, por el contrario se sentía tranquilo y cómodo en sus brazos. Calvo su vista en la mano que lo aferraba, se sentía bien estar así, pero…

-William, suéltame- ordeno, sin intención de terminar el contacto por iniciativa propia. Espero a que se detuvieran para liberar el agarre de sus dedos-. Es que…me da pena andar así- confeso ruborizado. Si era absurdo, hace unos minutos se besuqueaba con William sin el menor pudor pero se le suben los colores ante un contacto tan inocente y sencillo como andar de la mano. Algo debía andar muy mal con su cabeza.

Miro a su alrededor- ¿en dónde estamos?- dijo, descubriéndose en un lugar más poblado. Algunos de los transeúntes le dedicaban miradas curiosas a la dispareja pareja, más aún porque estaban de la mano.
avatar
Nikkei
Mafioso
Mafioso


Ver perfil de usuario http://forbiddencity.freeforo.com/t280-nikkei-fuyuki http://forbiddencity.freeforo.com/t448-cronologia-nikkei#4870

Volver arriba Ir abajo

Re: Cuando las margaritas parpadean.(priv.Nikkei)

Mensaje por Dante el Miér Abr 25, 2012 12:15 pm

Era divertido ceder de vez en cuando a la diversión, a la broma. Y ver como los niños corrían en sentido contrario había merecido la pena, ni que decir tiene que el poder ``apoderarse´´ de Shota aunque fuese por unos instantes había resultado francamente satisfactorio.

Sonreía, ligera y traviesamente mientras continuaba llevándose al moreno del lugar, alejándose de los niños y su posible vuelta, retomando el camino hacia el invernadero, atajando a campo traviesa, entre arbustos y árboles.-Esta bien._Le sonrió girándose hacia él mientras los rayos del sol se colaban entre las hojas de los árboles e incidían en su pelo dándole un aspecto más deslumbrante y pálido, como plata liquida.-Me gusta Drácula, es un buen libro y una buena película._Confiesa al oriental.Siempre he creído que es una hermosa historia de amor._Si bien no era una persona fácil de conmover en esos aspectos, aquella película sin duda lo conseguía ya que podía identificarse perfectamente con el sentimiento de pérdida del protagonista, el propio conde que pierde a su prometida. Salvando las distancias claro. Bueno, interiormente siempre había pensado que su fallecido hermano era su gran amor. ¿Acaso era un poco narcisista? A saber...

-¿Insistes en que soy adorable?_Le preguntó algo sorprendido, volviendo a desviar la vista movido por la vergüenza y un pensamiento cada vez más insistente que le decía que quizá no estaba mal parecer adorable si aquel desconocido era quien se lo decía. Era racionalmente estúpido, aquella era la palabra. ¿Hacía cuanto se conocían? Ni siquiera iba una hora y el moreno se empeñaba en hacerle sentir esa insistente sensación en el estomago, ese nerviosismo pacífico al juntar sus manos.

-¿Eh?_Miró sus manos, observándolas juntas. Diablos, aquello era extraño. Usualmente rehuía el contacto con otras personas, este le incomodaba... y sin embargo ahora caminaba tranquilamente y sin darse cuenta de aquello.-Ah disculpa, que descortés..._Le soltó con cierta lentitud, dejando que sus dedos largos acariciasen los de Shota como una última caricia de despedida.-¿Pena?_Ciertamente pensando en lo anterior no comprendía el porque de ella, pero... aquel color en las mejillas del japones pronto hizo que eso careciese de total interés. Lo único que importaba en aquel momento era observar la bonita imagen, acercándose a ella un par de pasos y bebiéndoselo con su mirada, como si desease hipnotizarlo.-Estamos cerca del invernadero. Solo hay que seguir el camino a partir de aquí._Respondió con voz suave y susurrante, llevando una mano al rostro contrario pero levantando su mentón solo con un dedo.-Disculpa de nuevo mi atrevimiento pero ... Creo que soy incapaz de resistirme a tus mejillas sonrojadas._Las acarició de nuevo de una manera casi reverencial, como si fuesen cosa de magia.-``La belleza de la más dulce flor es insustancial al lado de tu hermosura´´._Le susurró en un perfecto inglés de pronunciación aristocrática y galante como solo el podía emplear. ¿Teatral? Quizás, pero sus palabras estaba lejos de buscar ser un vano halago, un cumplido vació o una simple frase de coqueteo. Lo que William decía lo decía de verdad, aquel pequeño japones realmente lograba cautivarlo. Cosas de la química quizás, un capricho de los hados si no. Se inclinó un poco más tras esto y lo besó con una suavidad más presente pero dejando que fuese tan solo un encuentro entre sus labios para dar por finalizada de aquella manera la interrumpida sesión de besos anterior. Se alejó irguiéndose, sonriendole aún antes de darse la vuelta.

-Aquella cúpula pertenece al invernadero._Señaló quitándose un poco el flequillo de la cara y volviendo a mirarlo de reojo deseando que tras su atrevimiento y sus palabras no rechazase su compañía.-Continuemos, antes de que cierren para comer._Alegó empezando a andar pero con pasos calmados para no resultar difícil de seguir, ya se había dado cuenta de que aquella diferencia de alturas tenía sus repercusiones en la velocidad de los pasos de ambos. Además tampoco había prisa, estaban a apenas unos 5 minutos y aún tardarían un par de horas en cerrar. Claro que allí dentro el tiempo siempre se le pasaba veloz, como agua entre sus dedos.
avatar
Dante
Enterrador
Enterrador


Ver perfil de usuario http://forbiddencity.freeforo.com/t143-ficha-de-dante-el-enterrador

Volver arriba Ir abajo

Re: Cuando las margaritas parpadean.(priv.Nikkei)

Mensaje por Nikkei el Sáb Abr 28, 2012 5:47 pm

-Si…si me da pena- revelo, desviando su mirada. Ni el mismo shota entendía la razón de su vergüenza, quizás fuera ya era un hombre mayor…si a los treintañeros no les gustaba ser llevados de la mano por otro hombre. Se cruzo de brazos nervioso, sintiendo como el color aumentaba al sentirlo más cerca, al “sentir” como lo devoraba con la mirada.

-Ya veo-respondió ante las indicaciones. Trago fuerte, su voz sonaba tan hermosa y aterciopelada, era como una caricia al alma…le gustaría oír su nombre una otra vez de ella, pues si William lo decía su nombre no parecía tan tonto. Estaba tan ensimismado imaginando la escena que no pudo evitar sobresaltarse al verse obligado a ver a la cara al otro.

-¡No estoy sonrojado!- dijo en vano, ruborizándose aun más-. ¿Qué?- pregunto sorprendido, mejor dicho incrédulo de lo que acababa de decir. Pero William le confirmo sus palabras con un dulce y galante beso. Fue una caricia sencilla y dulce, nada del otro mundo, pero a shota fue algo increíble, cada fibra de su cuerpo se tenso y su pecho se lleno de una agradable sensación que no recordaba haber tenido antes ahí.

Pronto salió de shock inicial y siguió obedientemente al otro, confuso. Su por supuesto que confuso aunque su rostro no lo demostrara muy bien, pues la seriedad era estaba tallada en su cara-. Ya veo- dijo, sin siquiera mirar al cúpula pero con la vista sobre la espalda de William, mirando como las hebras de su cabello ondeaban a su alrededor a sus pasos. El silencio entre ambos estaba presente, no era pesado pero era evidente y eso le incomodaba a shota. No es que no se sintiera bien caminar lado a lado, pero le molestaba no tener que decir sobre aquel inesperado piropo del otro-. Um…um…en verdad eres adorable, sí Insisto que eres adorable porque es la verdad-- admitió mirándolo de reojo-.[color:2764=#green][b] Y…¿vas muy seguido al invernadero?[/b]- le pregunto entonces, como para desviar el tema.
avatar
Nikkei
Mafioso
Mafioso


Ver perfil de usuario http://forbiddencity.freeforo.com/t280-nikkei-fuyuki http://forbiddencity.freeforo.com/t448-cronologia-nikkei#4870

Volver arriba Ir abajo

Re: Cuando las margaritas parpadean.(priv.Nikkei)

Mensaje por Dante el Mar Mayo 01, 2012 2:11 pm

Sonrió de medio lado cuando el moreno volvió a sacar el tema de lo de ser adorable, aquel pequeño japonés era bastante persistente con su opinión, pero no le desagradaba por lo que esta vez no replico, simplemente lo miró de manera amable intentando ignorar las ganas de acariciarle un poco la cabeza ya que si eso era demasiado familiar antes que andaban medio solos ... ahora que el camino estaba salpicado de gente sería aún más bochornoso para Shota.

En serio que no entendía por que habría de ser adorable ... a sus ojos era más bien el otro quien se ajustaba a la descripción. Pequeño, sonrojable ... se avergonzaba con facilidad y además daban ganas de abrazarlo. Aquello es lo que debería ser alguien adorable ¿No? En fin, semejantes cuestiones tenían poca o ninguna cabida en este momento.

Asintió ampliando su sonrisa cuando le preguntó sobre el invernadero, realmente era uno de sus lugares favoritos después del cementerio.-Si, casi siempre que vengo a la ciudad me paso por el invernadero. Es un lugar bastante pacífico, a diferencia de otras partes de Steinburg... como ya te habrás dado cuenta sin duda._Le explicó amablemente.-Además tienen una variedad bastante amplia de semillas, flores y arbustos para trasplantar... incluso pequeños árboles._No se refería a los bonsáis, que también tenían ... sino realmente a unas ``crias´´ de árbol, como Dante las solía llamar, listas para plantar en tu jardín.-Mnh..._Quizás debería comprarse un naranjo, pensó mientras se llevaba la mano a la barbilla con gesto meditabundo.-Ah, llegamos._Sonrió a su acompañante mientras abría la puerta y le cedía el paso de manera caballerosa, saludando con un gesto al hombre que entre multitud de plantas y sustratos, macetas y regaderas, pasaba sus horas. Después de tantas horas allí habían llegado a una cierta familiaridad que eso si, nunca pasó del nivel vendedor-cliente.-Si necesitas ayuda para encontrar algo solo dime._Le ofreció al moreno quizás con más ganas de pasar algún rato más con él que de simplemente ayudarlo.
avatar
Dante
Enterrador
Enterrador


Ver perfil de usuario http://forbiddencity.freeforo.com/t143-ficha-de-dante-el-enterrador

Volver arriba Ir abajo

Re: Cuando las margaritas parpadean.(priv.Nikkei)

Mensaje por Nikkei el Vie Mayo 11, 2012 10:08 am

En su camino al invernadero anoto mentalmente todo lo dicho por William, o mejor dicho la predilección de este por pasar el tiempo libre en un invernadero, por lo tanto podía predecir que era un adicto a las plantas. Dejo escapar un suspiro, le sería tan fácil decirle “tengo un invernadero en casa” para impresionarlo, además…¿Qué no vivía en la ciudad?, eso quiere decir que él probablemente debería vivir en un lugar lleno de plantas y dejos del centro de la ciudad o al menos de la zona centro de la ciudad. Por su mente rondaron muchas preguntas, de las cuales era probable que fueran respondidas por el propio William.

-Muchas gracias por traerme-dijo serio haciendo una reverencia-. Ya no te quito más tiempo...um-. Miro alrededor, analizando el área y ubicando diferentes elementos que llamaron su interés, como el fertilizante, los cuales se encontraban en una zona muy apropiada. En el fondo del invernadero, lejos de la vista de los transeúntes y posiblemente en un lugar donde el encargado no gustaba pasar el tiempo. Desvio la mirada hacia el encargada, entretenido en atender a una jovencita y a su madre-. El encargado se ve muy ocupado- desvió la mirada hacia el rostro de William- si no te molesta y tienes tiempo, ¿me podrías explicar sobre los fertilizantes?- dijo mientras formulaba en su cabeza un plan para tener sexo con él. Tenía una terrible necesidad de tenerlo a su alcance -.Es que traje unas arboles florales de Japón y no se ha “agarrado” bien…supongo que les falta fertilizantes – explico, denotando cierta preocupación por los arboles imaginarios. Se adelanto al área de los fertilizantes seguro de que William le seguiría, perdiéndose entre los moros machos y los ciruelos rojos.
avatar
Nikkei
Mafioso
Mafioso


Ver perfil de usuario http://forbiddencity.freeforo.com/t280-nikkei-fuyuki http://forbiddencity.freeforo.com/t448-cronologia-nikkei#4870

Volver arriba Ir abajo

Re: Cuando las margaritas parpadean.(priv.Nikkei)

Mensaje por Dante el Dom Mayo 27, 2012 7:05 pm

La verdad es que cuando dijo lo de ``No quitarle más tiempo´´ estaba seguro de que hasta aquí había llegado la compañía, había sido grato mientras duro pero ya nada más, de su mente se desvanecían las sensaciones y los recuerdos de cuando se juntaron sus bocas y compartieron tan extraño rato, como si fuese la neblina de un sueño del cual te despiertas y aunque en el primer momento parece muy real conforme los minutos transcurren con su lento y cadencioso ritmo te parece cada vez más obvio que sucedió en realidad.

-No tanto... solo parece estar prestandole atención a esa chica..._Ladeó el gesto un poco confuso pues no era ella quien hablaba sino su madre, a quien el encargado apenas miraba. Que curioso, ¿Porque sería aquello?-No me molesta._Ya se había alejado un par de pasos pero volvió sobre ellos al lado de Shota, con una ligera sonrisa de buen anfitrión.-Haré lo que pueda para que te quede todo más claro._Dijo antes de comenzar a guiarlo hacia la zona indicada, explicándole los distintos tipos de sustratos y fertilizante que podrían interesarle y lamentando no conocer más de las tierras y plantas asiáticas.

Se pasó la mano por el pelo, agarrándolo en una media coleta, apartándose momentáneamente el flequillo de la cara, haciéndolo a un lado para rebuscar en el montón de paquetes y nombres, buscando el indicado con atención.-Quizás este._Levantó la vista mostrandole pues se había arrodillado un poco, mostrando algo de piel blanca dada la cintura algo baja de los pantalones... a veces ser tan alto era un problema cuando ponían las cosas tan abajo.

Se levantó sacudiéndose las manos y cogiendo un paquetito para sí mismo, pues nunca estaba de más tener algo de aquello a mano._¿Quieres algo más?_Preguntó con sincero interés pues si no ahora buscaría lo que él había venido a buscar. ¿Le acompañaría acaso? ¿O iría a pagar directamente?
avatar
Dante
Enterrador
Enterrador


Ver perfil de usuario http://forbiddencity.freeforo.com/t143-ficha-de-dante-el-enterrador

Volver arriba Ir abajo

Re: Cuando las margaritas parpadean.(priv.Nikkei)

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 1 de 2. 1, 2  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.