Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Confieso...
Dom Ago 14, 2016 10:18 am por Zarek

» IMPORTANTE!!! Anuncio de Administración
Vie Oct 16, 2015 3:36 pm por Alcalde Diedrich

» Cuenta y besa a quien te toque.
Lun Abr 27, 2015 9:01 pm por Jan Bozkurt

» Publicación de temas fueras del foro
Dom Abr 26, 2015 6:35 am por Bzou

» Mensaje a la administración (Importante)
Jue Abr 02, 2015 10:23 pm por Alcalde Diedrich

» El amo y el lobo [Celda de aislamiento] [Priv. Herman Engels +18]
Lun Feb 09, 2015 12:43 am por Herman Engels

» ¿Nuevo compañero? [Priv. Killer]
Dom Feb 08, 2015 2:54 am por Killer

» Other World [RPG Anime (Saint Seiya, Inuyasha, Naruto)] afiliación normal
Lun Feb 02, 2015 8:50 pm por Invitado

» Karma [priv. Geist]
Dom Feb 01, 2015 11:46 pm por Gô Koyama

» Mihail ``Perro viejo´´-I.D-
Miér Ene 28, 2015 2:56 pm por Mihail Mihaeroff

¿Quién está en línea?
En total hay 1 usuario en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 55 el Vie Jun 15, 2012 12:46 pm.
►Pasa el mouse por las imágenes y contáctanos

ALCALDE DIEDRICH
Contact
Herman Engels
Contact
Zennu
Contact
Broker
Contact


HERMANOS

ÉLITES

↑Click↑

El mensajero (Libre)

Página 1 de 2. 1, 2  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

El mensajero (Libre)

Mensaje por Invitado el Mar Oct 18, 2011 4:59 pm

Ser discreto en investigar, analizar y entregar 'cierto paquete'. Fueron las órdenes que se le habían dado a Vlad.

Resulta que el dueño del Bebop está dejando que se realicen negocios ilegales dentro, bien, pues en realidad a casi nadie le molesta pero cierta organización se ve afectada negativamente por esos negocios.... No dieron muchos detalles, Vlad no necesitaba saberlo pues su misión era la de observar por un tiempo al dueño del bebop, encontrar el momento preciso y entregar el 'paquete' el cual consistía en una carta amenazante proveniente de dicha organizacion además de otorgar una tortura salvaje pero sin llegar a dañar organos vitales o llegar a la muerte, simplemente como forma de advertencia

Había pasado quizás una semana desde que el joven Vlad comenzó a frecuentar ese horrible lugar. La música era demasiado fuerte por lo que siempre se quedaba a observar desde afuera, anotando mentalmente la cantidad y posicion de las salidas y/o entradas al lugar, los lugares de alrededor, callejones, lugares iluminados, posicion de los guardias. Si tenía que entrar, se colocaba un tipo de inhibidor de sonido pequeño en las orejas pues no necesitaba escuchar a nadie, simplemente iba a observar más, buscar opciones y alternativas para la forma de realizar su trabajo y analizarlas con cuidado. A lo largo de esa semana descubrió que el jefe no era una persona muy social que digamos, era del tipo de personas que vive su propio mundo, además, no tenía una rutina definida por lo que 'cazarlo' iba a ser un poco más complicado. Podía tal vez subir a su cuarto y ahí mismo completar su misión, pero el acceso a ese cuarto estaba dentro del local, si subía más de una persona le verían caminar tranquilo y al poco rato, regresar lleno de sangre... no sería conveniente. Afortunadamente, no tenía que hacer eso, habían pasado ya 4 días sin que saliera debidamente del local y según las investigaciónes de Vlad, esa noche sería el momento en que escapara de su mundo para convivir un poco y despejarse bajo el cielo nocturno.

Asi pues, el moreno sacó un cigarrillo tocando en el camino su arma Cassul, lista y cargada para ser utilizada en cualquier momento. Se recargó en la pared que estaba a pocos metros de una salida de emergencia, la misma que seguramente usaría el dueño para salir a refrescarse ... en cualquier momento. Miró alrededor mientras fumaba con toda tranquilidad apartente, era un callejón oscuro, la música retumbaba en las paredes pero podía soportarlo. Un gato pasaba con sumo sosiego mientras intentaba cazar alguna rata que provenía del bote de basura cercano. No despegó la vista de la puerta pues en cuanto se abriera y saliera su objetivo, inmediatamente le dispararía en la pierna y la tortura comenzaría.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: El mensajero (Libre)

Mensaje por Nikkei el Sáb Dic 31, 2011 9:42 am

Después de que Shota Fuyuki recuperara la vista gracias al trasplante de cornea decidió convertirse en el aprendiz de Akira Ise y convertirse en un artesano espadero como él. Su decisión no dejo muy contento a su tío, con quien siempre terminaba discutiendo por él tema. Su tío alegaba que era un joven que no tenía ni idea de qué hacer con su vida, su amor por el arte de la herrería lo consideraba pasajero y su negativa al regresar a servir al clan lo consideraba una rabieta de un chiquillo caprichudo; le recordaba reiteradamente que el clan estaba siendo benevolente con él, pues de lo contrario estaría muerto. Shota no podía evitar rodar los ojos y poner mala cara, al principio por respeto a su tío se callaba todo insulto en contra de la familia pero como iban pasando las discusiones levantaba la voz en contra de ellos.

Las discusiones aumentaron de intensidad a tal punto que un día su tío llego a la casa de Akira Ise, saco a la fuerza al joven aprendiz y lo drogo. Cuando Shota abrió los ojos estaba en una casa de seguridad en Alemania con su tío. Éste le informo al joven oriental que le enseñaría lo que era el trabajo de un ninja, por lo que todo ese verano ambos vivirían en Steinburg y recabarían información para los baldes (una familia de mafiosos con el que el clan Miyatsumina realizaba algunos negocios). Su tío se dedico a las cosas grandes, mientras que el inexperto Shota se dedico a recabar información del Bebop.

El lugar era de interés para el Clan, en el ocurrían muchos negocios ocurrían en él. Su familia tenía un dicho muy sencillo “ninguna información es obsoleta sabiéndola vender al comprador indicado”. No es que fuera desleal a su tío o a la mafia para la cual trabajan, por el contrario, pero si un día lo necesitaba podría usar estos mismo secretos en su beneficio si la oportunidad se presentaba, pues esa la información tenía un precio que pensaba cobrar en forma de generosos favores algún día.

De la noche a la mañana se volvió un cliente asiduo del bar, pero no era el único, otro hombre también se había vuelto un cliente frecuente la semana pasada. Ese hombre era un mal vigilante, o al menos así le aprecio a Fuyuki para quien era evidente que éste algo buscaba. La noche anterior, poco después de que el hombre saliera del local, escucho la conversación entre una camarera y cantinero en la barra. Esta iba así:
-¿Qué hay de nuevo lyn?
-Um…pues esta ese extraño hombre que ronda el bar.
-¿Cuál de todos? ¿el chino?
-¡No tu, tontito!, no ese pobre chico. Yo digo ese hombre de cabello castaño y cara de matón.
-¿Qué tiene ese de raro?
-El otro día fui a atender a ese hombre y me pareció muy raro. Pude ver que tenia puestos tapones para los oídos, ¿Por qué vas a una discoteca si no te gusta el ruido?, además tiene una pistola, el otro día fui a atenderlo y creí verla entre su ropa.
-Medio mundo tiene pistola aquí linda…
-¡no!, yo sé que mucha gente esta armada en la ciudad, pero a él…, según me conto Marlene, a él lo vi el otro día salir de la jefatura de policía.
-¿en serio?, ¿Qué hace un policía aquí?


Con todo ello en mente entro al bar, buscando con la mirada al hombre misterioso. Más no le hallo por lo que decidió sentarse en una mesa. El tiempo pasaba y él no aparecía, necesitaba saber más de él. De un momento a otro recordó algo muy interesante, ese hombre no siempre entraba al local, entonces ir a buscarlo en el callejón, salio por la salida de emergencia. Gracias a Buda la puerta no sanó, odiaba las alarmas.

Una vez fuera removió dos tapones de algodón de ambos oídos al tiempo que gritaba-¡que odiosa musica!-. Sus ojos pronto divisaron al hombre, le saludo con el tradicional “buenas noches”-. Espero no le moleste que lo acompañe en lo que sale mi novia de su turno- dijo colocándose a su lado con una sonrisa y sacando la cigarrera.


Última edición por Nikkei el Lun Mar 19, 2012 6:43 am, editado 1 vez
avatar
Nikkei
Mafioso
Mafioso


Ver perfil de usuario http://forbiddencity.freeforo.com/t280-nikkei-fuyuki http://forbiddencity.freeforo.com/t448-cronologia-nikkei#4870

Volver arriba Ir abajo

Re: El mensajero (Libre)

Mensaje por Invitado el Sáb Dic 31, 2011 5:25 pm

Había encendido un nuevo cigarrillo tirando la colilla del anterior ahi mismo a sus pies, estaba por ecenderlo cuando de pronto escuchó la puerta. En un rápido movimiento llevó una de sus manos a su arma y miró de reojo el lugar donde un hombre salía y gritaba aquello de la musica.... no era su objetivo.

Se calmó un poco y continuó discretamente encendiendo su cigarro siguiendo con la mirada al que le había saludado. En esos tiempos, Vlad no era el que ahora, su actitud era fria, no tenía por que ser amable con nadie mas que con aquellos que se le ordenaban serlo... en esos días lo único que importaba era la realización exitosa de las misiones que le daban aqui y allá, sin saber exactamente el transfondo de cada una... pues claro, en aquellos días aún no era policía aunque no significaba que de vez en cuando no portaba una placa policiaca, aunque por supuesto, resultaba ser ilegal portandola sólo con el propósito de agiizar una que otra misión.

Miró al que se colocaba a su lado de una forma muy seria sin pasarle desapercibido el grito, miró la puerta y volvió al sujeto. Cuando vió la cigarrera casi por instinto encendió su mechero frente de él ofreciendole fuego para encender su cigarro - .... Me molesta - dijo sin siquiera devolverle el saludo pensando entonces en algo realmente curioso... ¿cómo puede gritar que no le gustaba la música estando saliendo de un lugar como estos... a Vlad le pasaba igual así que, en conclusiónn ambos estaban ahí por propósitos ajenos a la diversión - ¿Quien eres? - le miró serio bajando sigilosamente su mano hasta la altura de su arma. ¿Sería alguien que hayan mandado para detenerlo? ¿Sería tan solo un humano cualquiera que tuvo la mala suerte de toparse con Vlad?.... De cualquier forma, si hacía un movimiento sospechoso, el jóven moreno no dudaría en enterrarle una certera bala directo en medio de los ojos.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: El mensajero (Libre)

Mensaje por Nikkei el Sáb Dic 31, 2011 10:18 pm

Los ojos del hombre lo delataron, esperaba la salida de “alguien” o “algo” de esa puerta. Podía tratarse de la intercepción de un “paquete”, pero por la cara del sujeto suponía era más un ajuste de cuenta que cualquier otra cosa. Tomo uno de los cigarros que no estaban envenenados, el truco de la cigarrera era imposible de realizarse si él no fumaba de vez en cuando uno, ahora que lo pensaba la cigarrera era como una ruleta rusa con nicotina y alucinógenos.

Acepto gustoso el mechero ofrecido por su acompañante. Levanto ligeramente las cejas tras oírlo, poco después lo harían sus ojos para verlo directamente a la cara. Gracias al descortés gesto del hombre corroboro su hipótesis del ajuste de cuentas; el hombre era serio, centrado y sin un solo gramo de cortesía en todo su cuerpo. Más que un policía parecía un matón, quizás fuera un agente de un grupo criminal pero desecho de inmediato la idea, simplemente en Steinburg los policías no eran amigables.

-Gracias y disculpé la molestia- dijo irguiéndose, miro hacia la calle, contemplando la opción de vigilarlo desde la otra acera.

Se detuvo de golpe tras su pregunta, siguió con la vista la mano del hombre hasta su arma. Desconocía el modelo, nunca antes lo había visto. Levanto ambas cejas, abrió los ojos y la boca con fingida sorpresa. Para hacerlo mas convincente dejo caer el cigarro al suelo y respondió apurado- ¡Ichigo kurosaki!- mientras levantaba ambas manos. Definitivamente no le diría su nombre verdadero a ningún policía o bullet, además dudaba que conociera al personaje principal de la serie de Bleach. No podía visualizar al hombre como un otaku de closeth.

Maldijo en su interior no traer consigo su fiel Shikomizue, todo seria más fácil de traerla, pero traer la espada en forma de paraguas o de bastón era demasiado llamativo para la naturaleza de visita de reconocimiento. Pero no era más que una pequeña complicación, estaba seguro que con sus artes marciales y con ayuda de sus agujas empapadas con extracto de curare, ocultas en compartimientos ocultos en amabas mangas, podría salir del apuro.


Última edición por Nikkei el Lun Mar 19, 2012 5:36 am, editado 1 vez
avatar
Nikkei
Mafioso
Mafioso


Ver perfil de usuario http://forbiddencity.freeforo.com/t280-nikkei-fuyuki http://forbiddencity.freeforo.com/t448-cronologia-nikkei#4870

Volver arriba Ir abajo

Re: El mensajero (Libre)

Mensaje por Invitado el Lun Ene 02, 2012 3:15 am

Le miró confundido ante tal acción ....¿Acaso era solo una persona 'normal'?. Le miró analítico mientras guardaba su mechero pero sus pensamientos se vieron interrumpidos ante el sonido de la puerta que se abría. Vlad giró inmediatamete y observo.... un borracho salía de la puerta y se iba prácticamente arrastrando hacia más adentro del callejón.

Vlad miró serio esa puerta y luego al que se dice llamar Ichigo. Se quitó el cigarro de la boca y dijo - No es buena idea que esperes en este lugar... - No es que le importara la seguridad de aquel, pero si no había motivos tampoco tenía por que ir matando gente solo por que sí. A Vlad no le habían dicho nada sobre ser discreto en la paliza que iba a propinar... hasta de hecho seguramente ya lo estaban esperando, quien sabe... pero de cualquier forma, si las cosas se ponían mal, no quería personas estorbando para hacer lo que debía hacer. - Será mejor que te vayas ahora - le dijo igual seriamente observando de nuevo la puerta. Sacó de entre sus ropas su reloj de cadena y miró la hora.... lo guardó y formó una mueca en su rostro... pronto sería la hora.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: El mensajero (Libre)

Mensaje por Nikkei el Lun Ene 02, 2012 8:25 am

Escucho el rechinido de la puerta al abrirse, por un momento considero aprovechar la distracción para lanzar un dardo envenenado a la mano de su contrincante y apoderarse del arma, pero algo le dijo que era más prudente esperar. Miro con disimulo lo que salía de la puerta, pero que maravilla, un borracho siempre era útil.

Bajo lentamente los brazos mientras hablaba el hombre-. Gracias señor- sin más paso al lado de él, volteo hacia atrás y corrió rumbo al borracho. Una vez recorrido un buen trecho volvio a mirar hacia atrás, gruño molesto, sus ojos no eran tan buenos como alcanzar a verlo claramente en la oscuridad.

-¿Detrás de quien estas?- musito, apoyando un hombro contra la pared y jugo pasando entre sus dedos una aguja sacada de cigarrera. Observo por el rabo del ojo al borracho vomitando en la esquina. Se acerco lentamente a él, puso una mano en su espalda y simular inclinarse en su ayuda, al tiempo que colocaba la aguja de lado contra la tráquea del hombre. Estaba lo suficiente borracho para creer que lo amenazaba con un cuchillo y recientemente sobrio para hacer un “trabajito”. El hombre se sorprendió de momento e intento rechazarle, pero tener un “cuchillo” contra la garganta es suficiente para tranquilizar a cualquiera.

-Hazme un favor amiguito, entierra “esto” al tipo que está allá- saco de su manga unas agujas y señalo con la cabeza al policía- y te aseguro dos cosas, vivirás para contarlo y tendrás tanto dinero como para dejar de trabajar por un año, ¿Qué dices?-

El hombro tomo las agujas, Nikkie lo soltó. Poso una mano sobre el pecho indicándole que esperara, un haz de luz se hizo en el callejón acompañada de una canción. La puerta de emergencia había sido abierta, aquella era la señal, bajo la mano y con un movimiento de cabeza le ordeno ir. Espero a que el borracho estuviera a mitad del camino antes de gritar –¡Hey! ¿Qué haces?-
avatar
Nikkei
Mafioso
Mafioso


Ver perfil de usuario http://forbiddencity.freeforo.com/t280-nikkei-fuyuki http://forbiddencity.freeforo.com/t448-cronologia-nikkei#4870

Volver arriba Ir abajo

Re: El mensajero (Libre)

Mensaje por Invitado el Miér Ene 04, 2012 7:10 am

Escuchó como el hombre se alejaba con tan sólo una advertencia, vaya ¡Que facil! ... aunque Vlad no pensó que quizás había sido demasiado fácil ya que ni se molestó en verlo de nuevo ni examinar lo que estaba haciendo, simplemente se quedó en su lugar mirado hacia a puerta y tirando su cigarrillo que sinceramente nunca se le había antojado.

De pronto, la puerta del Bebop se abrió haciendo que Vlad se pusiera muy alerta pues... era él, era el objetivo que estaba esperando. Una afilada sorisa apareció en el rostro de Vlad dando apenas un pequeño paso discreto hacia su 'presa', llevandose inconscientemente una mano a su arma. El jóven Vlad esperó apenas algunos segundos a ver si el dueño salía solo o con guardaespaldas... aunque según sus investigaciaones muchas veces iba solo a dase una bucanada de aire fesco. Le observó y esperó a que cerrara la puerta tras de sí, dió un paso y entonces pasó lo menos inesperado.

El súbito grito del tal Ichigo hizo que todos voltearan, haciendo notar la presencia de Vlad a causa de los pasos semirápidos y torpes del borracho - Tcht!! - crujió los dientes mirando al beodo y luego al dueño y de regreso al borracho y al de lentes no muy lejos de ahí. Rapidamente ideó un plan. Vlad corrió hacia su principal objetivo, sacó la pistola y disparó hacia la mano del dueño del Bebop, pero la bala sólo dió en el arma de fuegoque estaba a punto de sacar el hombre. Segundos después, disparó de nuevo hacia un lado sin siquiera ver al borracho, dando certeramente en una de sus piernas haciedole caer sin problema alguno. Tenía poco tiempo, los disparos seguro que harían alarmar a los de seguridad.

Así pues, tuvo que librar una pequeña batalla con el dueño, no se defendía tan mal pero Vlad tenía entrenamiento militar. Se dieron unos cuantos golpes mutuamente, pues el moreno ya había guardado su arma, no la necesitaba para cumplir su misón. Despué de cierto rato, el dueño había quedado por fin tendido en el suelo, tal vez consiente tal vez no, de cualquier forma no se movía y estaba seguro que no estaba muerto así que de entre sus ropas sacó esa carta que le habían dado y la colocó en el saco del moribundo. Vlad había quedado con el labio partido, moretones y heridas en varias zonas... más grave de lo que había previsto pues si no hubiera sido por ese grito otra cosa hubiera pasado... y hablando del que grita ¿Donde se había metido?

Giró la cabeza de un lado a otro buscandole con intensiones de correr hacia él y sacarle información si era necesario a golpes, había algo muy extraño en ese hombre y por su culpa casi le costaba el éxito de la misión. - Tcht! Maldita sea - musitó al escuchar los pasos de los guardias que llegaban, no había mucho tiempo, ahora si quería sacale informacion al hombre sospechoso de gafas, debía llevarselo a otro lugar.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: El mensajero (Libre)

Mensaje por Nikkei el Jue Ene 19, 2012 2:04 am

Fuyuki permaneció de pie detrás de la escalera de incendios, observando desde lejos la acertada decisión del matón de la policía y de paso descubrió, aunque muy tarde para su gusto, la tarea encomendada a éste. Mientras forcejaba ambos hombres observo en detalle la pelea, el policía era hábil con su arma, muy buena puntería y reflejos pero lo que llamo su atención fue su capacidad de pelea cuerpo a cuerpo, en definitiva no era lo suyo puesto el dueño del Bebop había logrado acertarle varios golpes. Otro detalles importantes fueron obtenidos gracias al borracho, primero que nada podía reconocer finalmente el arma se trataba de un Cassull, en definitiva un arma peligrosa y de una potencia superior a la de otras de sus congéneres. Y en segundo, se necesitaban cinco agujas impregnadas curare para paralizar casi inmediatamente a un hombre ebrio, o esa era su suposición. El borracho había recibido un balazo en la pierna, gimió, se removió molesto e intento arranco “algo” antes de quedar tendido en el suelo.

Quizás no había evitado el ataque contra el dueño, pero si jugaba bien sus cartas podrían asegurarse de que el oficial no volviera con vida ni a interferir con el bebop. Se escondió en las sombras, mientras esperaba a su futuro agresor saco un cigarro “especial” el cual estaba hueco y servía como una mini-cerbatana, e introdujo dentro una de las agujas de curare. Con esa dosis tendría que defenderse por diez minutos antes de paralizar la extremidad atacada por completo, pero seguramente antes de los tres o cuatro minutos sufriría una importante disminución en la contracción y por tanto movilidad de los músculos oculares, faciales y de las manos. Por otro lado si le daba al cuello el efecto seria más rápido. Cuando lo tuvo enfrente amenazándolo con un rápido movimiento se quito de la línea de fuero y disparo la aguja dando en la arteria carótida en el cuello.
avatar
Nikkei
Mafioso
Mafioso


Ver perfil de usuario http://forbiddencity.freeforo.com/t280-nikkei-fuyuki http://forbiddencity.freeforo.com/t448-cronologia-nikkei#4870

Volver arriba Ir abajo

Re: El mensajero (Libre)

Mensaje por Invitado el Lun Ene 23, 2012 10:31 pm

Aquel hombe no pudo haber ido tan lejos. A pesar de haber estado peleando con el dueño del bebop, estaba también atento de lo que pasaba a su alrededor y jamás escuchó pasos apresurados. Así pues comenzó a moverse con cautela mirando a todos lados, mirando luego la sombría escalera. Vlad no se hubiera dado cuenta de la preciencia del tal 'Ichigo' si no fuese porque la cigarrera que sacó, reflejó un pequeño brillo proveniente de alguna luz cercana, grave error.

Vlad miró el brillo y apuntó su arma en al lugar, imaginando la posición en que podía estar el sujeto, así, apunto a las piernas y en un movimiento rápido jaló del gatillos dos veces, uno en donde él creia que estaba las piernas y otro donde podía estar un brazo. Dió unos pasos sin bajar el arma para acercarse a ver el resultado pero entonces, a poca distancia, sintió que la vista le comenzaba a fallar. Cerró y abrió los ojos y despues sacudió su cabeza con bruzquedad notando algo incomodo en su cuello, se llevó una mano a él y sintió una pequeña aguja "¿Qué demonios es esto?" pasó por su mente al verla de reojo ...¿Había sido ese sujeto?.

- ¿Quién eres en verdad? y ¿Que buscas? - le interrogó con voz sumamente seria, tirando la aguja y volviendo su mano a la pistola que seguía apuntando al frente. No dió un paso más, sentía que si lo daba su visión se borraría por algunos segundos, lio cual podría ser algo muy peligroso teniendo al sospechoso frente de él.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: El mensajero (Libre)

Mensaje por Nikkei el Mar Ene 31, 2012 8:09 pm

Logro dar en el blanco, pero no era el único. Frunció ligeramente el ceño más no grito aunque por el dolor fuera agudo, el ser herido era siempre una posibilidad y en aquella ocasión era evidente que sucedería algo similar pero no dejaba de incomodarle, por no decir molestar, cuando recibía cualquier tipo de daño.

Reviso rápidamente la herida con la mano, sin perder de vista al hombre que se acercaba lentamente con el arma apuntando hacia él. Descubrió para su desagrado una perforaciones en su antebrazo, pero reconocía ser afortunado si hubiese atravesado de lado a lado, como uno podría esperar de armas de ese calibre, la bala se alojaría ahora en su estomago. Le gustaría atender adecuadamente la hemorragia, pero no podía hacerlo mientras era amenazado con un arma. Levanto la mano hasta el nivel del pecho, de esa manera por ahora la presión sanguínea a su brazo seria menor y por tanto la sangre perdida.

-soy ichigo kurosaki- le dijo amablemente una vez enfrente- y no busco nada en especial- sonrió, llevándose el cigarro a la boca, salió de la línea de fuego una vez más para disparar otro dardo con veneno ahora a la mano de su contrincante. Era relativamente fácil salir del rango de visión con un movimiento rápido en su “estado”, los músculos oculares ya estaban afectados y le sería difícil seguirlo con la mirada; además el movimiento de sus dedos debía estar aletargado. En pocas palabras según sus cálculos, el reflejo mano-ojo necesario para cualquier buen pistolero estaba ahora arruinado.

Se ubico apresuradamente detrás del pistolero, contando con que el sería difícil dispararle si permanecía en aquel punto ciego, además el movimiento de sus músculos de sus espalda, cuello y piernas le permitiría predecir sus movimiento-. ¿Y a ti quien te mando?-
avatar
Nikkei
Mafioso
Mafioso


Ver perfil de usuario http://forbiddencity.freeforo.com/t280-nikkei-fuyuki http://forbiddencity.freeforo.com/t448-cronologia-nikkei#4870

Volver arriba Ir abajo

Re: El mensajero (Libre)

Mensaje por Invitado el Miér Feb 08, 2012 11:02 pm

Le miró aún apuntandole con su arma escuchandole mirando que se movía para llevarse un cigarro - No te muevas - ordenó pero ya era demasiado tarde, el sujeto había lanzado otra de esas agujas la cual dió en su mano haciendola temblar ligeramente y finalmente perdiendo sencibilidad en ella. - tch! - aún no se movió por lo mismo de no querer perder más la vista que poco a poco se le nublaba más.... claro que, no sería un excelente pistolero si Vlad no pudiera disparar a su objetivo a pesar de no estar a la vista.

Así, simplemente esperó un poco escuchandole correr a su espalda, colocó la pistola sobre sus hombros en el momento justo y disparó unas tres veces. Sin duda una había dado en el hombro del sujeto, los otros dos disparos pudieron desviarse pero no demsiado. Finalmente Vlad se decidió por hacer una pequeña maniobra utilizando todas sus fuerzas pero con ello perdiendo la vista ya casi del todo y completamente la movilidad en una sola mano, la otra le temblaba pero aún podía sostener su arma.

El movimiento de Vlad habia terminado con el moreno agachado en cunclillas algo lejos del otro, caminando lentamente hacia atrás para cubrirse en alguna estructura que se encontrase. El otro estaba herido, no debería de poder moverse demasiado tampoco... o al menos no su brazo disparado, claro que, uno nunca sabe que tan resistente es. Con su vista nublada Vlad apuntaba discretamente con su arma a donde recordaba que estaba la cabeza ¿Debería matarlo de una vez?... No habría problemas si lo hacía ¿no? ... ¿Pero y si sí? .... - ¿Cuales son tus intensiónes? - preguntó ahora él por supuesto sin contestar la pregunta que le habían hecho... ja!, ni mil torturas simultaneas le harían hablar sobre su maestro.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: El mensajero (Libre)

Mensaje por Nikkei el Vie Mar 02, 2012 6:58 am

“Necesito entrenar” pensó al recibir dos impactos de bala en el hombro, para su suerte era en el mismo brazo que tenia herido y uno de los impactos no era más que un roce. Apretó la boca con fuerza y en un impulso acerco la cigarrera a su boca para comerse medio cigarro de beleño, la dosis era inexacta pero en base a su experiencia esperaba que esto disminuyera su gasto cardiaco y con ello el sangrado.

Tenía poco tiempo para acabar con este asunto, estaba perdiendo mucha sangre y cada vez se sentía más débil, además el uso del beleño tenía otro efecto la disminución del dolor, disminución de la presión arterial y por siguiente estaría aun más débil. Contrario a lo que quizás su oponente esperaría Fuyuki no lo siguió, en un principio, retrocedió cuatro pasos para salir del ángulo del tiro del hombre mientras enterraba con toda sus fuerza el pulgar en borde anterior del deltoides (intercepción hombro-torso-trapecio)*, justamente debajo de la clavícula, mientras el resto de lso dedos se agarraban de la axila. Con la intención de presionar la arteria axilar y con ello disminuir el flujo de sangre hacia el área afectada. Después del sexto paso corrió en diagonal hacia adelante (de en medio del callejón hacia una pared)*, vigilando con su vista y su oído los movientes del arma, corto violentamente hacia el lado contrario (pero aun corriendo en diagonal)*, agachándose levente en el proceso, al oír el estruendo característico de un tiro.

En lo poco que tenía peleando con él había descubierto que al igual que otros tiradores y bajos las limitaciones impuestas por la droga, Nikkei suponía que su oponente debería posicionaba el arma en un punto y esperaba a que el objetivo pasara por él, como es evidente para completar ese tipo de tiros uno debe estar adelantado a su objetivo. Por ello cortaba en sentido contrario, además creía que debía resultarle difícil a Vlad seguirlo en sus condiciones.

Después de hacer el corte estaba lo suficiente cerca como para en un movimiento rápido como para sostener el antebrazo de Vlad , del lado conde aun sostenía el arma, y enterrar su rodilla contraria con toda su fuerza (peso de Nikkei + impulso)* en la axila de su oponente, tirando a ambos en el suelo. Esperaba con aquel golpe paralizar finalmente a Vlad. Se necesitaba ser muy preciso para golpear el nervio axilar y obtener una parálisis momentánea, aunque en el caso de Vald seria mas prolongada, pero no poseía la agilidad mental ni la rapidez para realizar el golpe, por lo que había decido golpear con todo lo que tenía en el área donde sabia se encontraba el nervio. Una vez paralizado, podría escapar seguro y dejar que los guardias espalda del dueño del Bebop hicieran el resto. Puesto que estos debían aparecer pronto debido a la ausencia de su jefe.

Era evidentemente una apuesta, si fallaba no tendría la fuerza ni la velocidad por la pérdida de sangre para responder adecuadamente una pelea golpes con él, y si perdía era obvio que terminaría con una bala en la cabeza. Por otro lado si intentaba escapar sin que Vlad estuviera paralizado, durante su escape este podría fácilmente dispararle de espalda y quizás hasta matarlo o dejarlo seriamente herido, bueno aun más herido de lo que estaba.

Se arriesgo y tras un esfuerzo por incorporarse corrió hacia la profundidad del callejón, dándole la espalda a Vlad unos momentos antes de esconderse detrás de un contenedor de basura industrial verde.


Spoiler:
*Quizás sea información innecesaria pero quiero estar segura que entiendes lo que escribí. Hace mucho que no escribo este tipo de post, y a veces siento que no soy lo suficientemente clara.
avatar
Nikkei
Mafioso
Mafioso


Ver perfil de usuario http://forbiddencity.freeforo.com/t280-nikkei-fuyuki http://forbiddencity.freeforo.com/t448-cronologia-nikkei#4870

Volver arriba Ir abajo

Re: El mensajero (Libre)

Mensaje por Invitado el Lun Mar 19, 2012 2:06 am

Su vista estaba peor de lo que Vlad pudo haber pensado pues los ágiles movimientos del contrario no fueron ni vistos por las negras pupilas. Con sorpresa sintió como era sometido sin hacer ni un solo quejido, no le iba a dar el gusto. No supo cómo lo hizo pero al final no podía siquiera moverse ¿Como era posible que Vlad hubera llegado a semejante escena? .... Debió haberlo matado cuando tuvo la oportunidad, hubiera sido tan facil pero... bueno... qué importaban los 'peros' ahora, iba a ser asesinado por su culpa y no podía hacer nada, en verdad lo intentaba pero su cuerpo no le respondía. Aunque bueno, la misión fue completada, al menos podría morir sin problemas.

Abrió los ojos a pesar de igualmente no ver nada, pero en verdad se sorprendió cuando la presencia ajena había desaparecido. ¿Se habia ido? ¿No lo iba a matar acaso? ... Vaya, esa era una peor verguenza que simplemente ser asesinado.

Intentó moverse pero sus musculos se lo impidieron. Suspiró y dijo en voz alta - Matame de una buena vez - no supo si alguien lo había escuchado... no, seguramente aquel hombre ya había salido corriendo. Quizas le había herido mucho más que solo en el brazo.

Mientras tanto, los guardias del bebop no aparecían... ¿Tan poco les importaba su jefe? ¿O es que había una especie de trato por ahi que a las personas les convenía que muriera? .... De cualquier forma era patético el estar ahi tirado en la calle sin poder moverse, esperando que fueran unos de esos efectos de tiempo y no uno permanente.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: El mensajero (Libre)

Mensaje por Invitado el Lun Mar 19, 2012 9:14 pm

El Bebop no era su lugar favorito de recreación. La música estridente no le importaba mucho y el alcohol no sabia nada mal, quizá lo que despreciaba era la aglomeración de personas, por eso buscaba sitios aleados, se acomodada contra una esquina, subía al segundo piso y permanecía pegado a una columna observando por el balcón a la pista de baile y las mesas de abajo. No venia a divertirse, estaba de vigilante, en pleno trabajo. Así como el tipo al que seguía, llevaba ya una semana en ese lugar, llegando antes y yéndose cuando el lugar cerraba. En aquella época, por sus veinte aun no portaba su tridente, igual seria difícil de ocultar entre tanta gente pero tampoco iba desarmando, sus fieles cuchillas las usaría toda su vida.

Esta noche en particular parecía que abría actividad, la actividad esperada o no, al menos el sujeto de lentes se estaba moviendo. Doriath se levantó de su mesa y se acercó al balcón, rodeándole la cintura a una chica algo agradable que estaba de pie a un lado. Quizás pensaba reclamar pero cuando se fijo en él no le pareció lo suficientemente “feo” como para molestarse. Conocía su atractivo, más por esos ojos de diferente color con los que nació. Shota iba a un lugar y para no perderlo de vista rodeo el balcón hasta dar con el pasillo que llevaba a la salida de emergencia. Vio un hombre salir antes, un hombre que le pareció un poco familiar y momentos después, salió el hombre al que estaba vigilando.

Regreso todo el camino por el que había andado, encontrándose de nuevo con la mujer a la que ahora ignoro para evitar que le siguiera. Alcanzo el recodo de las escaleras y al estar bajándolas una voz le distrajo. ¿El dueño del Bebop? ¡Demonios! Se inclino, encorvándose y sentándose en los escalones como si se sintiera mal. El hombre paso a su lado, seguido de dos hombres más que claramente serían sus guardaespaldas. Se puso por un momento nervioso y cuando terminaron el tramo recto de escaleras se puso de pie y los siguió lentamente, manteniendo su actuación de hombre ebrio. Se freno en el final de las escaleras, pudiendo escuchar por un momento la conversación. Ha… esto no era de su interés pero aun así… ¿Estaría Shota con el tipo indicado? Allá afuera ocurría algo y él aquí perdiendo el tiempo. No sirvió que se apresurara, tuvo que esperar más tiempo del que querría.

Los guardaespaldas fueron una molestia, quizá no para los tipos que estaban allá afuera, pero sin duda para él si. Cuando se acercó a la puerta estaban allí y no le miraron con buena cara. El ataque sorpresa ya no era una opción y tampoco la distracción. Se acercó poco a poco, manteniendo la simulación de que estaba borracho y cuando uno de ellos se acercó le encajo la cuchilla en el cuello, haciendo como que lo abrazaba, calculando el tiempo para poder encargarse del segundo del mismo modo, sin ruido. Los dejo allí, sin tocarlos de más y abrió la puerta tranquilamente, cerrando tras de si con calma pero sin evitar hacer ruido. Cerro los ojos unos segundos, esperando acostumbrarse al panorama que se cernía frente a él.

El dueño de la Bebop estaba en el suelo, molido a golpes quizás por haberse portado mal, lamento el haberse perdido esto. Aparto el rostro del moribundo, sin o le estorbaba no tenia que matarlo. Vio un bulto más allá y se acercó tranquilamente. Era un hombre alto, pese a estar encogido en el suelo lo dedujo de inmediato. Algo en él era muy familiar. Se hinco a su lado, apoyándose solo en las puntas de sus pies, mirándole con exhaustivo interés antes de sonreír. — Hey, Vlad, estas hecho mierda ahora mismo ¿He? — De todos los lugares, encontrárselo aquí, era una ironía de la situación. Ahora bien ¿Y el tipo que debía de vigilar?—.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: El mensajero (Libre)

Mensaje por Nikkei el Vie Mar 23, 2012 4:52 am

Suspiro aliviado al comprender que Vlad no se levantaba, tendría oportunidad de escapar sin el peligro de ser atravesado con una bala. Con una mano reviso las perforaciones de bala, estaba sangrando más por el esfuerzo de derribar a su contrincante. Mientras realizaba el anterior procedimiento el hombre en el suelo suplico ser asesinado-. Espera un poco…- musito, su víctima ya estaba paralizada en una hora mínimo ya estaría muerto, no era necesario regresar para dar el golpe de gracias. Además los guardaespaldas del dueño podrían apresurar el paso, ¿no?

-Shota, eres un bastardo afortunado- pensó al comprender que las heridas en su hombro no eran tan graves como esperaba. Su antebrazo sangraba con abundancia, seguramente le habían perforado una arteria y más, pero para su fortuna la bala en su hombro había roto solo una vena o eso creía por la lentitud con la que la sangre salía. Saco una aguja de la manga de manga correspondiente a su brazo bueno y con ella hizo un hoyo en la manga de su camisa, el cual fue agradando hasta romperlo en una tira larga, la cual con ayuda de su boca la desgarro en tres más pequeñas. Pensaba utilizarlas para “rellenar” las perforaciones de bala.

Mientras realizaba este procediendo de primero auxilios, se encontró en una disyuntiva; si se levantaba e intentaba escapar era posible que los guardaespaldas salieran justo a tiempo para aprenderlo, como Fuyuki sería el único hombre en pie seguramente sería inculpado por la golpiza contra el dueño y el policía. No se encontraba en posición de pelear, eso sólo aumentaría el sangrado. Por otro lado, si permanecía escondido los guardaespaldas no le encontrarían pues su atención se enfocaría en salvar a su jefe y en el policía inconsciente, pero en su condición no era recomendable esperar debido a que debía recibir atención médica lo antes posible.

No alcanzo a decidir su proceder, pues al poco de tener cortadas las tres tiras de tela, la puerta de salida se abrió. Contuvo el aliento por unos segundos. Su corazón se acelero al oír como al pesada puerta se cerraba, torpemente relleno los hoyos mientras aguazaba el oído para escuchar lo que pasaba. El recién llegado daba unas pasos, seguramente hacia el inconsciente Vlad. Fuyuki apretó la arteria axilar.

Apretó la boca con fuerza cuando escucho la voz del desconocido, por sus palabras podía diferir que eran conocidos, quizás compañeros. Instintivamente se pego más al contenedor de basura y a la pared. Si eran compañeros eso significaba que él también portaba un arma de fuego y quizás los guardaespaldas no vendrían, maldijo en su cabeza su decisión-. ¡Debí haber corrido!- pensó.

Intento tranquilizarse mediante la disminución de la frecuencia de su respiración, pero le era imposible. Apretó fuertemente la boca cuando sus ojos percibieron una gota roja a escasos centímetros del borde del contenedor, ¡que idiota era!, entre los cálculos no considero la hemorragia, seguramente habría un camino de gotas de sangre que revelaba su ubicación. Si el compañero del policía era astuto no tardaría en dar con él.

Soltó su herida y tomo entre los ensangrentados dedos de su mano buena la aguja que había utilizado. Si ese hombre se acercaba aunque fuera un poco le sacaría el ojo con la aguja.
avatar
Nikkei
Mafioso
Mafioso


Ver perfil de usuario http://forbiddencity.freeforo.com/t280-nikkei-fuyuki http://forbiddencity.freeforo.com/t448-cronologia-nikkei#4870

Volver arriba Ir abajo

Re: El mensajero (Libre)

Mensaje por Invitado el Mar Mar 27, 2012 11:46 pm

Se hayaba boca arriba, sin sentir nada realmente. Todo parecía indicar que iba a morir ahi lentamente o almenos estar ahi por un buen rato ya que no estaba conciente del todo de la gravedad de las sustancias que contenian las agujas que aquel hombre le había lanzado. Cerró entonces un momento los ojos y aspiró el aire con traquilidad, no debía exhaltarse demasiado ... ¿o debía hacerlo? ... bah, ¿Como iba a saber qué hacer en ese momento?

Intentó realmente moverse pero nada le respondía. Frunció el ceño y entonces escuchó pasos a lo lejos - ¿Al fin vienes a matarme? - dijo aún con los ojos cerrados pero entonces escuchó una voz que no era del hombre con quien etaba peleando antes, una voz que, a causa de la "droga" se escuchaba a lo lejos a pesar de la cercanía, pero si que la escuchaba... y hasta quizás la recordaba. Abrió los ojos a pesar de que era inútil, veía solo manchas negras así que solo miró hacia arriba en una expresión realmente sorprendida. No era el hombre aquel y no solo eso, era alguien que ya lo conocía... pero ... ¿Quien? - ¿Quien eres? - dijo con voz seria, nada autoriataria ni amenazante pero sí firme y gruesa.

Sus pupilas se movían un poco de un lado a otro, nerviosas al no obtener las imagenes que buscaban. Su boca hacía una pequeña mueca .... ¿Que tan patético se podría llegar a ser el mismo día? ... vaya mierda...
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: El mensajero (Libre)

Mensaje por Invitado el Jue Mar 29, 2012 9:30 pm

Apartó la vista del hombre tendido por un momento observando su alrededor hasta que dio con las manchas de sangre que le guiaron como migajas de pan a un contenedor. Regreso la mirada al escucharle respirar y sonrió con ligereza, gruñendo gravemente. ¿Matarle? Seguro eso no era su idea peo le carcomía la curiosidad de verle allí tendido, humillado. ¿Envenenado quizás? Su ceño se frunció al escucharle preguntar eso, tomándoselo en serio dada su condición. – Ho, así que no me reconoces, seguro estas mal… - se rio y se levantó, dispuesto a aclarar este malentendido de una buena vez. – Veamos… Tu quédate aquí, no te muevas… - se alejó con esa sonrisa medio enferma bailando en sus labios. ¿Quién se preocuparía en decirle eso a alguien que de antemano no se puede mover?

Siguió el rastro de sangre, internándose en el callejón más allá de donde la luz de la calla podía alcanzar. La oscuridad nunca le aterro en lo más mínimo, siempre es mejor obrar de noche, dicen, así los chismosos no se acercan. ¿Y quiénes son los chismosos? Aquellos que se interponen en su camino, como los guardias por supuesto. Se detuvo cuando una figura cuadrada, grande y oscura obstaculizo su camino a unos metros. El rastro de sangre seguía por allí, a un lado de lo que pronto reconoció como un contenedor de basura. Dejó de caminar, manteniéndose alejado mientras pensaba en qué hacer. ¿Y si era el tipo al que debía de vigilar? Levantó la pierna y dio dos fuertes patadas al contenedor de basura. — ¡Hey Shota! ¡Si eres tu sal de una vez, mierda…! — Gruño y pateo de nuevo el contenedor. Si el ruido no lo hacía salir por lo menos las cucarachas si lo harían.

Se apartó unos pasos, buscando un buen panorama para observar a lo que saldría, dispuesto a encargarse de él si no se trataba del hombre que estaba trabajando para ellos. Sacó un cigarro de la cajetilla manoseada de su chaqueta y lo prendió con un cerillo que saco de un paquete que iba también, dentro de la cajetilla. Noches frías pero calientes por la emoción. Le jodia andar limpiando desastres ajenos y ahora esto parecía un poco más complicado de lo esperado. Ver a Vlad sin duda había sido una grata sorpresa.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: El mensajero (Libre)

Mensaje por Nikkei el Jue Abr 05, 2012 10:12 am

Su posición era desesperada, Fuyuki lo sabía porque podía oír el palpitar de su propio corazón. No es que no lo hiciera antes, pero era raro considerando su entrenamiento; el controlar los nervios y el ritmo era algo vital en él. Podía oír pasos firmes que se acercaban a su ubicación y retumbaban a la par que su corazón, perfectamente coordinados. Lo único que podía oír era el rítmico golpeteo de la suela del zapato contra el pavimento, cada vez más cerca y más cerca, parecía que tendría que pelear o al menos desconcentrar al enemigo lo suficiente para escapar lo más rápido posible. Planto ambas pies con fuerza en el suelo, apoyo su espalda contra el contenedor y concentro toda su fuerza en sus pierdas. Fijo sus ojos azules en el borde del contenedor dispuesto a levantarse y apuñalar al primer bastardo que pasara, pues era un juego de todo o nada.

-…-Apretó los labios, abrió sus ojos de la impresión y se puso en pie de un santiamén pero con cuidado de no perder el resguardo del contenedor-. ¿Eres un blade?- pregunto de regreso dudoso, si era un policía al igual que el otro o un bullet se había condenado, pero su pregunta no surgía del anhelo de encontrar un aliado en su desesperada situación sino de recordar, aunque vagamente, haber escuchado aquella voz antes. No había hablado directamente con él, pero estaba seguro que habían compartido la misma habitación con él y su tío.

-Lo soy- confeso finalmente, después de evaluar que nadie más que su tío y un reducido nombre podían saber su nombre. Salió con movimientos calmados, para evitar ser atacado, al oír el chasquido del encendedor y el humo del tabaco-. Soy shota…- confeso.
avatar
Nikkei
Mafioso
Mafioso


Ver perfil de usuario http://forbiddencity.freeforo.com/t280-nikkei-fuyuki http://forbiddencity.freeforo.com/t448-cronologia-nikkei#4870

Volver arriba Ir abajo

Re: El mensajero (Libre)

Mensaje por Invitado el Dom Abr 08, 2012 7:58 pm

Escuchó la respuesta de su pregunta, quizás no directamente, pero al escucharle hablar un poco más pudo recordar - ¿Joven Doriath? - Susurró y entonces sonrió un poco, vaya, lo que faltaba... no es que mantuviera una imagen de sumo respeto ante aquel joven, pero vamos, el ser visto de esa forma por alguien conocido tampoco era de lo más agradable - Por supuesto - dijo ante la orden de "quedate aqui" con aún la ligera sonrisa, si iba a morir pronto al menos sería de la forma más calmada.

Esucuchó los pasos alejarse y todo lo que ocurría a lo lejos ...Shota, así que ese era el nombre real de la persona.... Tal vez si lograba mover su mano hasta su bolsillo y su celular podría enviar este nombre para que fuese investigado. Vlad lo intentó, mover su mano pero sólo los dedos le resondían - ugg... .. - su claro disgusto por no poder hacerlo bien se observaba en su rostro. Bueno, tendría quizas algo de tiempo en lo que los otros dos se arreglaban o charlaban o algo así, seguiría intentandolo.

En realidad no le importaba ni le incumbía la relación entre el joven Doriath y el otro o el por qué el blade que hace años que no veía estaba aqui, justo el mismo día a la misma hora. No era importante realmente, pero al menos ya sabía el porqué los guardias no aparecían. Sonrió otro poco ¿Y ahora que?....
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: El mensajero (Libre)

Mensaje por Invitado el Jue Abr 12, 2012 7:01 am

¿Quién mierda más voy a ser? ¡Demonios…! — Odiaba que le pusieran en situaciones como esta, ahora se encontraba entre la espada y la pared, vigilando a su amigo mientras espera que Shota saliera de su escondite. Cuando lo hizo le miro. — Soy Doriath Asthfor, tu vigilante, vengo de visita para ver como iba tu trabajo… — No ofreció su mano, pero se mostro medio molesto de verle en ese estado. Chasqueo la lengua. — Ven aquí, siéntate en las escaleras y dime… ¿Qué le has hecho a este hombre? — Pregunto enarcando una ceja al tiempo que lo señalaba. Camino hacía Vlad que, claro, seguía tumbado como le “pidió” que se quedara y lo examino de nuevo, hincándose para mirarle, encontrándolo un poco disgustado. — Pórtate bien, Vlad… — advirtió lentamente. — No podre ayudarte si no lo haces…

Se levantó de nuevo y regreso donde Shota, recargándose en el barandal de las escaleras para examinarle también. Rodeo el barandal y se quedo de pie allí mirándole, sobándose el cuello en tensión, pensando en que hacer con uno y después con el otro. Se decidió bastante rápido en realidad. Arreglar el problema de uno suponía salvarle la vida al otro. — ¿Qué les parece esto? — comento, tratando de ganarse su atención. — Shota, dame el antídoto para Vlad, es un amigo mio y francamente me gustaría que no muriera ahora… — comenta la primer parte del plan. — Y a cambio de eso yo me asegurare de que Vlad se mantenga tranquilo también… — Mira de reojo a su “amigo”… — Me parece que es un pago pequeño por su vida… — Se alejó de nuevo, acercándose a Vlad para mirarle, comentando que “mantenerse tranquilo”, significaba que no daría información de este suceso a nadie, nada que pudiera perjudicarlos.

Se alejó de Vlad y quedó en medio entonces, observando lo mal que estaban los dos. Se había perdido de un gran espectáculo, que desperdicio la verdad y él haya adentro bebiendo y contaminándose con el humo del cigarrillo. Una ironía pues en este momento tenía uno en la mano, mismo del que se acordó y se apuró a llevarlo a sus labios, dándole una calada. Les estaba dando tiempo, pero la verdad es que ninguno de los dos tenía nada que pensar, no tenían opción.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: El mensajero (Libre)

Mensaje por Nikkei el Sáb Abr 14, 2012 3:22 am

Soy Doriath Asthfor, tu vigilante, vengo de visita para ver cómo iba tu trabajo…

Frunció el ceño y curvo los labios al reconocer al muchacho, como lo sospecho se trataba de un blade, lo más cercano que tenia a un aliado en la ciudad. Ahora que lo observaba con más detenimiento lo reconocía como uno de los miembros de los blades presentes durante su presentación y de cuando se le informo su tarea a cumplir -. Me va…- explico en tono de broma, por lo hilarante y penoso de la situación, pero con un semblante serio al comprender por el tono de voz de Doriath que a él no le parecía tan gracioso.

Obedeció al instante cuando le indico que s sentara, se encamino lentamente hacia el lugar indicado, manteniéndose escondida la aguja entre los dedos de su mano que aferraba el hombro lastimado. Fingiría estar en peor estado de en lo que en realidad estaba, ¿Por qué? Bueno para no ser considerado una amenaza por el blade y también para que este reportara lo “pobre” de su trabajo, de tal manera su tío no tendría más opción que dejar de insistirle en trabajar como ninja al considerarlo un “Inadecuado”, y así Shota podría dedicarse a lo que realmente deseaba, a la forja de espadas.

-Lo drogue, para poder escapar sin que me volara la cabeza…-explico con nerviosismo, con una mueca de dolor en su cara y desvió su vista hacia su brazo atravesado por los disparos del moreno, como diciendo “por supuesto no funciono”. Observo detalladamente la interacción entre el policía en el suelo y el blade. Por lo poco que había escuchado ambos eran conocidos, quizás amigos, y por los gestos de Doriath parecía podía predecir que estaba preocupado por el hombre en el suelo. Por ello busco cuidadosamente sus palabras antes de proseguir con la explicación–me pase de la dosis y pronto dejara de respirar- dijo serio.

Cuando Doriath se marcho a revisar a Vlad, escondió la aguja que tenia entre los dedos en su ropa, relleno con más calma los huecos hechos por las bala y evaluó la condición de su cuerpo. Era en verdad lamentable.

Cuando Doriath regreso a revisar el estado general de Shota, este estaba en el momento intentando desgarrar con sus dientes y su mano lo que restaba de la manga (que había desgarrado anteriormente) para hacer un torniquete con ella. Se detuvo dejando que doriath lo examinara, antes de proseguir, mientras tanto clavo la mirada con recelo en el oficial como si temiera que en cualquier momento este fuera a atacarlo.

Escucho atentamente a Doriath, evaluando los pro y contra del plan expuesto. Vlad, el hombre en el suelo, no podía moverse pero si oír y por tanto sabía como se llamaba, por ello representaba una amenaza y debía morir…pues para un ninja su pertenencia más valiosa era su identidad, más aun que la propia vida. Pero por otro lado no se encontraba en una situación ventajosa en la que pudiera darse el lujo de no hacer lo que le pedían: Comenzaba a sentirse débil por la pérdida de sangre, el efecto de la droga que había consumido comenzaba a menguar y el dolor regresaba cada vez más agudo.

-No es suficiente…sería como un suicidio-declaro serio sin poder levantar la voz tras llegar a una resolución. Lo bueno era que Doriath ahora estaba en medio de los dos y él se encontraba en un callejón relativamente silencioso callejón aunque aun podía escucharse de bajito y levemente distorsionada la música en el interior del Bebop-. Te daré el antídoto…¿pero podrías hacer algo más por mi? además de “mantenerlo tranquilo”…- espero a tener la completa atención del blade para proseguir-. Cuando des tu reporte sobre lo sucedido podrías omitir a Vlad, dile a mi superior que salí a fumar un cigarrillo y que me pelee con un ebrio agresivo…- señalo al borracho paralizado por sus agujas en el suelo- lo mate por accidente y cuando lo hice el dueño me vio, por lo que asustado y nervioso me encargue de él; entonces llegaron los guardaespaldas y tu tuviste que matarlos para salvarme. Dile que soy estúpido e inadecuado para el trabajo- finalizo con una sonrisa de satisfacción.
avatar
Nikkei
Mafioso
Mafioso


Ver perfil de usuario http://forbiddencity.freeforo.com/t280-nikkei-fuyuki http://forbiddencity.freeforo.com/t448-cronologia-nikkei#4870

Volver arriba Ir abajo

Re: El mensajero (Libre)

Mensaje por Invitado el Sáb Abr 21, 2012 7:15 pm

Doriath... si, ya era bastante tiempo que no lo veía... mas bien, escuchaba puesto que ahora no podía ver ya mucho. Era una verdadera lástima que lo viera de esa forma tan patética. ¿Que se portase bien? ¿Que le iba a ayudar? .... ¿Por qué? No es que le reprochara o le rechazara... pero ¿Por que le ayudaba? ¿Qué relación tiene con el otro sujeto? .... No podía escuchar su conversación, solo murmullos a lo lejos.

Suspiró y poco después escuchó pasos, dos hombres, su atacante y Doriath regresaban y al parecer ya informados. Los escuchó... antídoto, morir, tratos ... así que era un veneno muy fuerte. Lo pensó, aunque más que pensar en el trato estaba pensando en que tenía una debilidad que no había notado, por supuesto esas agujas no se las esperaba y eran demasiado sigilosas como para esquivarlas...habría que hacer algo al respecto...claro, si salía vivo de todo eso. En cuanto al trato, bueno, no había nada que pensar, la respuesta estaba ya en su cabeza desde que Doriath lo mencionó, pero igual esperó a que el otro hombre terminara de hablar... que por cierto, su voz se escuchaba bastante bien como para haber recibido la cantidad de balas que le disparó ¿Por qué....?

El tal Shota terminó de hablar teniendo aún mas en claro quien era el superior entre esos dos. Vlad, inmediatamente después, cerró los ojos y dijo con voz seria y clara - No puedo aceptar ese trato. Si he de morir por eso no tengo inconvenientes en hacerlo - Asi de simple y sencillo. No podía mentirle ni ocultarle nada a su maestro... si muere ¿A quien le importaba?... Su maestro buscaría a algun otro niño al cual "moldear" a su gusto y sería reemplazado tan rápido que la mera existencia de Vlad sería olvidada por completo... y no... realmente no le molestaba ni le importaba.

Se quedó con los ojos cerrados, esperando ya su muerte ya sea rápida a manos de Doriath, que en cierta forma sería un honor, o lentamente a manos del veneno, lo cual era toda una decepción. Bueno... al menos el trabajo estaba hecho ya...
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: El mensajero (Libre)

Mensaje por Invitado el Miér Abr 25, 2012 7:20 pm

No esperaba esto. No el escenario, sino el quedar en medio de una situación como esta. Por un lado tenia al hombre que estaba haciendo un trabajo para la familia, lo que le ponía de inmediato de su lado, claro, no por algún motivo noble, sino simplemente por el hecho de que no permitía que nadie jodiera lo que Ian había levantado con tanto esfuerzo. Solo por eso. Del otro lado tenía aun conocido que quizás hasta ahora fuera una de las personas que más o menos le conociera realmente. A fuerzas de ser sincero, no planeaba dejarle morir aquí por muy problemático que eso fuera. Lamiendo con desagrado el filtro, calculaba sus opciones, dejando que el tiempo pasara lentamente. Al final, después de apenas unos minutos, pareció decidirse.

Muy bien Shota… — Comenzó. — Pese algo extraño de tu petición he de decirte que me conviene, quizás los dos lo hacemos por motivos personales pero estoy de acuerdo en mentir en el reporte. — Omitir a Vlad del reporte no significaba que él tuviera que mentir en lo que a su trabajo respectaba pero le salvaba de unas represalias que quizás no tuviera las fuerzas para aguantar. — Así que mediocre… — Observó su estado. — Humm, no sé si tacharlo como mentira… — Medio bromeó para después asentir, le convenía y solo por eso lo hacía. Dio otra calada al cigarro y antes de haber dado el primer paso hacia Vlad escucho lo que dijo y suspiro. Claro. Era imaginable. — Vaya que das problemas…

Le pidió un momento a Shota y se acercó al cuerpo tendido en el piso que era Vlad. Lo empujo con la bota hasta ponerlo boca arriba e hincándose hurgo entre sus ropas hasta dar con lo que buscaba. Un teléfono celular fue lo que extrajo y tras verlo por unos segundos lo guardo en el bolsillo de su pantalón. Exhalo una bocanada de humo y se puso de pie, observando el pabellón ligeramente, sin interés. Miro el cuerpo en el suelo y después a Shota.

Lo siento Vlad. – Mintió. — Pero harás lo que yo quiera, al menos en este momento y lo que quiero es que vivas, así que, te vendrás conmigo, quieras o no. O, poniéndolo en palabras que entiendas, voy a secuestrarte un rato… — Se puso de pie y le dejo allí, caminando hacía Shota de nuevo. — Debes de ir a un hospital pero antes dame el antídoto… — Se lo pidió de manera formal, extendiendo la mano para recibirlo de una vez. Cuando lo tuvo seguro en su mano se enderezó de nuevo y le ofreció la mano para que se parara, aunque de repente apretó el agarre, haciendo que le mirara. — Cumpliré con mi parte, pero si alguien día se te escapa lo sucedido aquí o alguien se entera de que mentí en el reporte, me asegurare de encontrarte donde estés y te matare. — Le soltó lentamente entonces—.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: El mensajero (Libre)

Mensaje por Nikkei el Lun Abr 30, 2012 6:35 am

-Es la pura verdad- sentencio débil pero satisfecho, dejando escapar una apenas imperceptible sonrisa de los labios ya cianóticos. Están perdiendo tiempo valioso bromeando ahí, era consciente de eso, pues a pesar de sus primeros auxilios y de la droga aplicada no soportaría más si la situación se prolongaba. Era difícil de aceptar pero cada vez le resultaba su cuerpo más pesado y por supuesto más difícil de moverse.

Tras palabras de Vlad pensó, aunque no lo dijo en voz alta, “todo sería más sencillo si mueres”, pero no podía ser. Ese tipo y Doraith tenían algún lazo importante, no lo sabía y por el momento no le interesaba averiguarlo.

-Ten- respuesta extendiéndole la mano, o mejor dicho media dosis, sintiendo que le temblaba la mano con ese sencillo movimiento-. Es media dosis, te doy el resto cuando este en el hospital…-. Doriath debía ser lo suficientemente inteligente para saber que si intentaba forzarlo a darle el resto, podría darle una droga que potenciara el veneno o simplemente en caso de que hallara el antídoto si lo daba en dosis inadecuadas mataría a Vlad.

Acepto con desagrado la mano que el ofrecía doriath, pero tras recibir su amenaza una y sin poder contenerse dijo- Ahora quiero también el teléfono que escondes entre tu ropa, para segurarme de que tu también cumplas tu parte-. Se estaba jugándose la vida, pero ese teléfono había llamado poderosamente su atención, sus piernas le temblaba pero no caía porque su orgullo se lo impedia-. No hare nada con él…pero me sentiré más seguro si lo tengo en mi poder- dijo en voz débil.

avatar
Nikkei
Mafioso
Mafioso


Ver perfil de usuario http://forbiddencity.freeforo.com/t280-nikkei-fuyuki http://forbiddencity.freeforo.com/t448-cronologia-nikkei#4870

Volver arriba Ir abajo

Re: El mensajero (Libre)

Mensaje por Invitado el Miér Mayo 02, 2012 2:42 am

Apenas sentía como Doriath le revisaba las ropas, pero facilmente pudo intuir lo que le quitaba. Ese celular desechable que le daban a Vlad ¿Para qué lo querría? No tenía absolutamente nada y con él sólo recibía llamadas de numeros que por supuesto no se guardaban.

...
"Lo siento Vlad"

Aquellas palabras le hicieron esbozar una ligera sonrisa en su rostro pensando que al menos su muerte estaba en manos de Doriath. ... pero no, no le iba a matar. Su sonrisa se desvaneció al escuchar lo que decía volviendo a abrir los ojos a pesar de que la vista se le nublaba aún más - ... No estoy autorizado para cump.....no..... nngg - la droga comenzaba a surtir efecto en sus vías respiratorias impidiendole el hablar claramente. Le ardía la garganta, sentía muy pesados los músculos y algunas partes del cuerpo ya ni siquiera las sentía. Su oido comenzaba a estropearse también, escuchado un sonido continuo muy agudo y las voces apenas reconocibles y eso sólo de cerca ya que la conversación que estaban teniendo ambos ya no alcanzaba a oirla.

Respiró hondo y mordió su propio labio inferior, mismo que estaba lastimado por aquella pelea con el dueño del bebop. Así, distrayendose con el dolor de todo lo que pensaba y sentía. Mas y mas fuerte hinaba los dientes, haciendo salir el caliente líquido carmesí, intentando dejar de pensar lo aún patético que era el seguir ahi tirado mientras los otros dos negociaban con su vida.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: El mensajero (Libre)

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 1 de 2. 1, 2  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.